Actualidad

En vídeo

Dogos argentinos en estado puro: contra jabalíes y pumas

Dogos argentinos se enfrentan en tres espectaculares vídeos a pumas y jabalíes. La fuerza, la valentía y la pasión por la caza de esta raza de perros les hace plantar cara a cualquier oponente.

10/11/2021 13:38:09 | Javier Fernández | Archivado en:  dogoPerros.

Dogos argentinos

Comparte esta noticia!

La fuerza que ejercen con sus mandíbulas, con una presión de mordida de 500 PSI, les permite sujetar a la pieza en todo momento como podemos ver en las imágenes. Su presencia es vital a la hora de producirse un agarre. Los dogos argentinos salvaguardan la integrad física del resto de los miembros de la rehala y del perrero a la hora de entrar al remate.

Una raza de perro apta para todas las modalidades de caza

El dogo argentino, pese a que en España es una raza utilizada principalmente como perro de agarre, es apta para otras modalidades de caza. La rehalas compuestas únicamente por dogos argentinos detectan la pieza, la levantan de su encame y son capaces de seguir su rastro hasta que se produzca el agarre.

Dos dogos argentinos se enfrentan a un gran jabalí

En una de estas grabaciones realizadas en Sudamérica visualizamos como un dogo argentino se enfrenta en solitario con un jabalí que se ha refugiado en una charca. Logra sujetar al cochino hasta la llegada de otro can de la misma raza. Entre ambos consiguen culminar el agarre.

Un perro de la raza dogo argentino se abalanza sobre el jabalí y evita que el resto de los perros sean golpeados por el suido

Un jabalí planta cara a tres perros de caza en un caudal de agua. Se ha hecho fuerte junto a la ribera de un río. En su pugna con los canes llega a golpear a uno de ellos pese a que en todo momento mantienen una distancia de seguridad. Los perros no se atreven a agarrar al jabalí. La intervención de un can de la raza dogo argentino lo cambia todo. Aparece en las imágenes como una centella para lanzarse sobre el cochino. El resto de los cánidos ante la irrupción del perro de presa acometen contra el suido produciéndose el agarre.

Un dogo argentino se enfrenta a un puma

Un dogo argentino acude en auxilio de dos perros de caza que han acorralado a un puma en una zona rocosa. El león de montaña es el segundo mayor felino del continente americano, después del jaguar, y el cuarto más grande del mundo, después del tigre y el león. Los machos de la especie alcanzan una longitud de alrededor de 2,7 metros de largo, de la nariz a la punta de la cola, y un peso promedio de entre 60 y 85 kilos. En el caso de la Patagonia, la subespecie más grande, algunos pueden llegar a pesar de 100 a 120 kilos.

El can, pese a la diferencia de peso y tamaño —su peso oscila entre los 40 y 45 kilos—, no duda en abalanzarse sobre el depredador. La fuerza que ejerce con sus mandíbulas es tal que no suelta en ningún momento a su presa a pesar de caer rodando junto a ella por una zona escarpada.

No te lo pierdas

Un dogo argentino se niega a soltar el jabalí que acaba de apresar

La fuerza de sus mandíbulas, con una presión de mordida de 500 PSI, impide que su propietario consiga que abandone la pieza abatida. El cazador llega a levantar al can del suelo junto al jabalí pero este permanece aferrado con su boca a la jeta del cochino.

Pulsa en la imagen para seguir leyendo:

dogo argentino

7 kilómetros con sus dogos argentinos tras un enorme jabalí herido

El cazador relata a Club de Caza cómo consiguió encontrar al gran jabalí, herido por un disparo, tras pistearlo durante kilómetros. Sus dogos argentinos fueron la clave del éxito.

Pulsa en la imagen para más información:

caza jabalí dogo argentino

El dogo argentino

Estamos ante una raza canina joven, y creada agregando sangre de diez razas diferentes. Una base fuerte conseguida a través del perro de pelea cordobés y aderezada por otras nueve razas que fueron aportando lo que los creadores tenían en mente:.

Pulsa en la imagen para saber más:

dogo argentino

Un dogo argentino se niega a soltar el jabalí que acaba de apresar

La fuerza de sus mandíbulas, con una presión de mordida de 500 PSI, impide que su propietario consiga que abandone la pieza abatida. El cazador llega a levantar al can del suelo junto al jabalí pero este permanece aferrado con su boca a la jeta del cochino.

Pulsa en la imagen para seguir leyendo:

dogo argentino

 

Comparte esta noticia!

Noticias relacionadas

 

 

Las más leídas

 

Inicia sesión o Regístrate para comentar.

 

« Ver más noticias

Últimos vídeos

 

 

 

Creative Commons License
Noticia bajo licencia de Creative Commons.