La RFEC consigue la modificación de la normativa sobre gripe aviar

A consecuencia de las prohibiciones establecidas para hacer frente a los problemas provocados por la gripe aviar, el uso de reclamos vivos en la caza de acuáticas no estaba autorizado. El MARM ha modificado la normativa y, según la Federación, «su recuperación para la actividad cinegética supone un éxito de la Real Federación Española de Caza, y de todo el sector cinegético».


La Federación lamenta la actitud mantenida por alguna entidad que una vez más intenta subirse al carro propagandístico, arrogándose resultados positivos en los que no ha tenido participación alguna
El texto íntegro de la nota que la Federación ha remitido a los medios es el siguiente:
Gracias a las novedades introducidas por la Orden ARM/301/2008, de 14 de noviembre, por la que se modifica la Orden APA/2442/2006, de 27 de julio, los cazadores españoles podrán cazar aves acuáticas utilizando reclamos vivos. Hasta ahora, y a raíz de las prohibiciones establecidas para hacer frente a los problemas provocados por la gripe aviar, esos reclamos vivos, básicos en modalidades tradicionales para la caza de anátidas en muchas zonas, no estaban autorizados. Su recuperación para la actividad cinegética supone un éxito de la Real Federación Española de Caza, y de todo el sector cinegético. Ya en el mes de mayo de este año, en coordinación con las federaciones autonómicas de caza de la Comunidad Valenciana, Andalucía y Cataluña, se procedió a instar al Ministerio de Medio Ambiente la modificación del régimen de medidas establecidas en materia de utilización de reclamos vivos para la caza, fijados de urgencia a raíz de los primeros casos detectados de gripe aviar. La no aparición de nuevos casos de gripe aviar en España, pasada la alarma inicial, propició que la Real Federación Española de Caza se pusiera a trabajar, demandando del Ministerio, concretamente de la Dirección General de Sanidad Animal, la adaptación de la norma a la realidad de los campos españoles. En este sentido, se han presentado diversos escritos, solicitándolo de la Administración. Además, en el marco de buenas relaciones que se vienen manteniendo, se han realizado numerosas entrevistas por parte de los representantes de la RFEC, dando como resultado la publicación el pasado día 18 de noviembre de 2008 en el BOE, de la Orden ARM/3301/2008. En aplicación de esta Orden, los cazadores podrán utilizar reclamos vivos para la caza de acuáticas en aquellas zonas de riesgo hasta ahora vetadas a esta práctica. No obstante, la publicación de la orden no autoriza automáticamente el uso de los reclamos vivos de acuáticas. Es necesaria una evaluación de riesgos favorables y comprobar la aplicación de bioseguridad adecuadas. La evaluación de riesgo, y la identificación de los reclamos deben realizarse por las autoridades autonómicas competentes. Las Federaciones de Caza más afectadas por la orden se encuentran en contacto con sus correspondientes autoridades ambientales para garantizar la aplicación del Decreto y la posibilidad real de cazar con reclamos vivos en humedales. Aquellos cazadores que deseen más información, pueden ponerse en contacto con sus respectivas federaciones autonómicas. La RFEC quiere destacar la colaboración del Ministerio y su predisposición para dar solución al grave problema que afectaba a los cazadores de acuáticas. En todo momento, los responsables de la Administración han estado en contacto con los representantes federativos, atendiendo a las sugerencias y modificaciones instadas. En relación con estas reuniones y contactos, se ha enviado un dossier a todos los medios especializados. Como no puede ser de otra forma, la RFEC se congratula de que otras organizaciones reconozcan el largo trabajo y el resultado obtenido por los representantes federativos, al tiempo que lamenta la actitud mantenida por alguna entidad, de escasa o nula representatividad entre los cazadores, que una vez más intenta subirse al carro propagandístico, arrogándose resultados positivos para la actividad cinegética en los que no ha tenido participación alguna.
Comparte este artículo
Autor: 
  
2539 0

Publicidad