Andalucía

La FAC solicita una reunión para protestar por los problemas en la renovación de licencias de armas

La Federación Andaluza de Caza solicitará a la Delegación del Gobierno en Andalucía una reunión, con carácter de urgencia, con el fin de trasladarle su enérgica protesta por lo que el ente federativo entiende como un modus operandi abusivo e injusto que se está instaurando de manera generalizada y estandarizada en los procesos administrativos de renovación de la licencias de armas, que es denegada a los solicitantes por contar con cualquier tipo de sanción administrativa sea cual sea su gravedad.

04/03/2013 10:47:15 | CdC | Archivado en:  FACAndalucíaLegislación.

«Se está denegando la renovación de licencias a cazadores con sanciones administrativas»

 

Desde los Servicios Jurídicos de la FAC se viene constatando que lo que al principio parecía que se trataba de casos anecdóticos o puntuales ahora se han convertido en la generalidad: el cazador que acude a la Intervención de Armas de su localidad, debidamente provisto de su documentación (entre la que se incluye el certificado de antecedentes penales, el certificado médico acreditativo de sus aptitudes psicofísicas y el justificante del pago de las tasas) se está encontrando con la desagradable sorpresa de que cuando la Intervención de Armas consulta la base de datos, el hecho de que aparezca en ella una simple anotación de denuncia o de sanción de carácter administrativo, sin importar su gravedad, cuantía o tiempo, se convierte de manera automática en el argumento para denegar la renovación de la licencia de armas.

Consumada esta denegación por parte de la Subdelegación del Gobierno, se obliga al cazador a dejar de practicar el deporte de la caza y traspasar la titularidad de su arma a un tercero, en caso de querer mantenerla, mientras que se efectúan los trámites necesarios para la cancelación de sus antecedentes policiales a través de un complejo proceso que lleva al perjudicado a asumir las tasas judiciales y costas procesales en caso de querer entablar una demanda judicial contra dicha resolución.

La Federación Andaluza de Caza preguntará en dicha reunión por qué una simple denuncia o sanción pecuniaria de carácter administrativo servirá para no renovar la licencia de armas y solicitará que sea la propia Intervención de Armas la que, por vía interna, compruebe si las denuncias que figuran en la base de datos han sido o no tramitadas y si, en su caso, la sanción ha sido cumplida. Asimismo, el organismo federado andaluz denunciará el perjuicio moral y económico (en asesoramiento jurídico, certificados médicos, tasas administrativas…) que está sufriendo el cazador.

 

Noticias relacionadas

Inicia sesión o Regístrate para comentar.

 

« Ver más noticias

 

Creative Commons License
Noticia bajo licencia de Creative Commons.