Valencia

ADECACOVA propone mejorar algunos aspectos de la caza a la Consellería de Medio Ambiente

La Asociación de Entidades de Caza de la Comunidad Valenciana (ADECACOVA) ha pedido y propuesto a la Comisión de procedimientos administrativos en materia de Caza de la Dirección General del Medio Natural de la Consellería de Infraestructuras, Territorio y Medio Ambiente, de la que forma parte, tres cuestiones que considera importantes para los cazadores y que se deberían de acometer y mejorar, en cuanto a la tramitación y normalización.

01/04/2012 13:46:56 | CdC | Archivado en:  ADECACOVALegislaciónValencia.

1. LICENCIA DE CAZA

Se propone que se debería de mejorar la obtención de la Licencia de Caza en la Comunidad Valenciana, con el fin de ahorrar dinero, tiempo y trámites burocráticos, tanto a los cazadores como a la Administración, ya que aún se obtiene como se ha hecho durante décadas; por ello, se ha propuesto se impulse el procedimiento solamente de la Opción A del Informe LUC (Licencia Única de Caza), para su implantación en la Comunidad Valenciana, que consiste en expedir una licencia de caza por la Administración de caducidad para 10 años (como el DNI), y que para poder cazar se tiene que validar dicha licencia: pagar la tasa aprobada para ese año en el banco o caja de ahorros, y ya se puede cazar durante el tiempo validado.

Dentro de este tema y, para obtener por primera vez la licencia de caza, se debería de tratar la “Formación del Cazador” por “entidades formadoras” reconocidas por la Administración de Caza, que expidan los “certificados a las personas formadas en la actividad cinegética o la Caza”, que podrían ser las propias Sociedades de Cazadores quienes expidieran dichos certificados si cumplen los requisitos para formar a los futuros cazadores.

Asimismo y, dentro de este apartado en cuanto a la Licencia de Caza para rehala o jauría de perros (Tipo C), se propone que debería de ser una autorización de rehala, no una licencia de caza de rehala. De esa forma, un cazador podría tener 1, 2, ó 3 rehalas autorizadas a su nombre; caso contrario un cazador sólo puede tener una licencia de caza de rehala, y, ¿qué hace si tiene 2 ó 3 rehalas?


2. ZONA MARGINAL DE CAZA en un coto de caza.

Se propone que se establezcan los requisitos, condiciones, y procedimientos para tener una “zona marginal de caza” en un coto de caza, con el fin de que se le autoricen sueltas de especies genéticamente puras criadas en cautividad bajo el control y la supervisión de la propia Administración en cualquier periodo del año, sueltas que están incluidas dentro del Plan de Ordenación Cinegética vigente. La Ley 13/2004 de Caza de la Comunidad Valenciana crea estas zonas y da dicha opción, pero no se ha reglamentado su autorización ni la suelta de especies dentro del periodo general de caza, ni se tiene una clara ni pública legislación al respecto, algo que reclaman las Sociedades de Cazadores titulares de acotados, y los cazadores.


3. PLANES ZONALES DE ORDENACIÓN CINEGÉTICA DE LAS ZONAS COMUNES DE CAZA (zonas libres).

Se propone que se realice el “Plan Zonal de Ordenación Cinegética, para las zonas comunes de caza (libres)”, con la finalidad de que se impulse el procedimiento de realización y con el objetivo de que se gestionen y se adjudiquen dichos terrenos comunes o zonas comunes o libres para la caza, a un Ayuntamiento o a una Sociedad de Cazadores locales, los pocos que aun quedan en la Comunidad Valenciana.

Se pretende que se realice una básica gestión del aprovechamiento cinegético de zonas donde por sus características especiales son difíciles de acotar (muchos propietarios, minifundios, muy diversificados, etc.), y se puedan estabilizar sus poblaciones cinegéticas que existan en demasía, y no sirvan de refugio estas zonas para albergar especies que produzcan en esas zonas y en las colindantes daños.

En estos Planes Zonales de Ordenación Cinegéticas de los terrenos comunes, la propia Administración realizaría dicho Plan Zonal limitando y estableciendo las zonas, cartografías y aprovechamientos especiales de caza mayor, menor o acuáticas y, a través de las órdenes de vedas, se establecería un contenido mínimo de: especies cinegéticas, calendario de caza, días hábiles, límite máximo de capturas, y modalidades de caza.

Se realizaría su gestión cinegética a través de Ayuntamientos o de sociedades de cazadores locales si lo solicitan aplicando el Plan Zonal establecido, las cuales ejecutarían la gestión y el equilibrio poblaciones de las especies cinegéticas en dichas zonas: colocación de comederos y bebederos o abrevaderos, control de depredadores, siembra y cultivo, etc., siempre con el permiso expreso del propietario del terreno. Así no habría zona que se cazara que no se gestionara, en la Comunidad Valenciana.

 

Noticias relacionadas

Inicia sesión o Regístrate para comentar.

 

« Ver más noticias

 

Creative Commons License
Noticia bajo licencia de Creative Commons.