Día Mundial de la Mujer Rural

Merino: «Las mujeres rurales quieren trabajar en sus pueblos»

La Asociación de Mujeres y Familias del Ámbito Rural (AMFAR) Ciudad Real ha celebrado hoy en Daimiel el Día Internacional de la Mujer Rural con más de 700 mujeres rurales de toda la provincia en una jornada que ha puesto el broche de oro a los 15 actos que la asociación ha organizado a nivel nacional.

25/10/2011 19:55:28 | CdC | Archivado en:  AMFARCLM.

 

 

Dicha jornada ha contado con la participación de la presidenta local de AMFAR en la localidad, Luisa Velázquez; de la presidenta nacional y provincial de AMFAR, Lola Merino; del alcalde daimieleño, Leopoldo Sierra; del presidente nacional de ASAJA, Pedro Barato; del delegado del gobierno de Castilla-La Mancha, Antonio Lucas Torres; y de la consejera de Agricultura, María Luisa Soriano.

En su intervención, Merino ha recordado que AMFAR fue pionera en 1997 en la celebración de esta efeméride y que a día de hoy se ha convertido en una fecha de obligada presencia en la agenda regional.

Y es que la responsable de la organización ha recalcado que «si hay algo que caracteriza a Castilla-La Mancha es que se trata de una región rural, femenina y agraria».

Rural, ha dicho, porque según los datos del INE a 1 de enero de 2010, Castilla-La Mancha cuenta con 919 municipios, de los que 497 tienen menos de 500 habitantes y sólo 38 poblaciones tienen más de 10.000 habitantes.

Femenina, porque Castilla La Mancha tiene en el mundo rural alrededor de 20.000 hombres más que mujeres, lo que convierte a las mujeres en «imprescindibles para garantizar la vida en nuestro mundo rural».

Y por último, Merino ha destacado la importancia del sector agrario para la comunidad autónoma ya que representa casi el 12% del Producto Interior Bruto y genera trabajo para casi el 10% de la población activa.

Por todos estos motivos, la presidenta de AMFAR ha instado a la consejera de Agricultura, María Luisa Soriano, presente en la jornada, a que defienda los intereses de las mujeres y los jóvenes de Castilla-La Mancha de cara a la futura PAC que actualmente se está debatiendo en Bruselas.

«Las mujeres rurales de Castilla-La Mancha quieren trabajar, quieren tener empleo, quieren ser autónomas o trabajadoras por cuenta ajena. Las mujeres rurales de Castilla-La Mancha quieren poder crear sus propias empresas y ser las protagonistas del desarrollo rural», añadió.

Buena prueba de ello ha sido la presentación, en el marco de estas jornadas, de las conclusiones del proyecto piloto denominado Rural WORKFORCE, que ha estudiado un modelo de negocio innovador para la puesta en valor de las cualidades laborales de la mujer rural con el que se pretende mejorar la situación socioeconómica del colectivo femenino rural.

Y en este sentido, Merino ha tendido su mano al Gobierno regional para participar en el Programa para el fomento del empleo de la mujer rural en Castillla-La Mancha que será aprobado en la primera parte de la legislatura, tal y como anunció recientemente la presidenta regional, María Dolores de Cospedal.

Para concluir, Merino se ha dirigido al público asistente a la jornada para recalcar que «la mujer manchega es fuerte, valiente, con coraje y con muchas ganas de apostar por nuestro mundo rural” y ha terminado invitando a la responsable regional de Agricultura a colaborar con AMFAR para “apostar por nuestra región, conseguir crear empleo, riqueza y garantizar la supervivencia de nuestro mundo rural».

Otras intervenciones


El alcalde de Daimiel, Leopoldo Sierra, ha elogiado la labor desarrollada por AMFAR en la localidad, destacando la importancia del tejido asociativo para el mundo rural y ha ofrecido la colaboración del Ayuntamiento daimieleño para todo aquello que necesiten las mujeres rurales del municipio.

Por su parte, el delegado de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, Antonio Lucas Torres, ha puesto en valor el proyecto Rural WORKFORCE, presentado esta mañana, indicando que «AMFAR está siendo valiente e inteligente al buscar las oportunidades de futuro para un sector tan castigado por la crisis como es el sector agrario». Asimismo, Lucas Torres ha apostado por buscar la eficiencia como salida a la grave situación económica por la que atraviesa el país y ha destacado la labor que realizan las mujeres rurales, un colectivo que aglutina a 450.000 personas en Castilla La Mancha.

En el acto también ha estado presente la consejera de Agricultura, María Luisa Soriano, quien ha puesto de manifiesto el protagonismo de la mujer para el Gobierno de Castilla-La Mancha ya que, según ha dicho, «se trata de un área que es objetivo transversal» y que depende directamente de la presidenta regional, María Dolores de Cospedal.

Soriano ha resaltado las preocupantes tasas de desempleo de las mujeres en el medio rural castellano-manchego. «Desde la Consejería de Agricultura estamos trabajando para contrarrestar estas elevadas tasa de paro. Queremos que las mujeres se incorporen al sector agrario y que además formen parte de los órganos de decisión de las cooperativas y de las organizaciones agrarias».

Por último, el presidente nacional de ASAJA, Pedro Barato, ha destacado el papel que desempeñan las mujeres rurales «que son el motor del desarrollo rural y de la vida en los pueblos».

Barato ha defendido la vida en el mundo rural y ha exigido a los representantes políticos que rechacen de plano las propuestas de la Política Agraria Comunitaria que se está negociando estos días en Bruselas, «porque es una PAC mala para nuestros pueblos y mala para los profesionales del campo».

 

Noticias relacionadas

Inicia sesión o Regístrate para comentar.

 

« Ver más noticias

 

Creative Commons License
Noticia bajo licencia de Creative Commons.