La Federación Galega traslada a la Administración las conclusiones del observatorio sobre daños en la agricultura

El pasado día 3 de diciembre, el Conselleiro do Medio Rural, Samuel Juárez, recibía al presidente de la FGC, quien le hizo entrega del documento de conclusiones de la jornada sobre daños, de ámbito estatal, que se celebró en Santiago de Compostela a principios del pasado mes de octubre. Durante la entrevista, Gómez Cortón, analizó con el Conselleiro y con el Director General de Conservación de la Naturaleza cada una de las conclusiones y su perspectiva dentro del ámbito cinegético gallego.


Así, en el ámbito normativo, coincidieron en la necesidad de realizar modificaciones legales en lo referente a la responsabilidad por los daños producidos por la fauna en los cultivos, buscando normativas más ajustadas a la realidad actual, donde los cambios de hábitat extendieron por toda Galicia corzos y jabalíes, y donde los criterios de biodiversidad y sostenibilidad son fundamentales en la caza de nuestro tiempo. Dentro de ese análisis, la prevención de los daños debe pasar a ser la principal prioridad y objetivo de una tarea compartida entre todos los que tienen interés en el medio rural (agricultores, administraciones y cazadores). Las medidas preventivas deben pasar a tener un lugar destacado en la solución del problema. Compartieron igualmente que los daños generados por las especies silvestres no son consecuencia de la caza, sino por la existencia de dichos animales, por tanto son un problema de toda la sociedad. La desaparición de los cotos de caza en los territorios con mayores daños, los más agrarios, no supondría una solución, sino que agravarían el problema. Así, se comprometieron a estudiar fórmulas para compartir el riesgo y avanzar hacia un nuevo sistema que permita cofinanciar la compensación de esos daños en los cultivos agrarios, con criterios de equidad, universalidad, rapidez y corresponsabilidad. En la rueda de prensa posterior a la entrevista, los responsables de ambas instituciones se mostraron coincidentes en el análisis y propuestas referidas, y destacaron la función social que realizan los cazadores en el control de las poblaciones de animales silvestres, y abogaron porque la caza fuese reconocida, también por la sociedad, en una de sus vertientes más destacadas, como un verdadero servicio ambiental.
Comparte este artículo
Autor: 
  
2612 0

Publicidad