Fotografían el ataque de un oso a un vehículo

Una familia que se encontraba en una visita a un safari de Reino Unido vivió una situación aterradora cuando uno de los osos del complejo se acercó a su vehículo y comenzó a morder lo que quedaba a su alcance.


 Oso
Oso

Afortunadamente, la familia de Tanya Mallaney se habían asegurado de que tanto puertas como ventanas estuvieran bien cerradas. El oso parecía enfurecido y hambriento, y comenzó a morder el espejo retrovisor y otras partes del vehículo.

Mientras, Tanya sacó su teléfono móvil y tomó algunas fotografías de la escena. Cuando el oso comprobó que allí no había nada que pudiera comer, siguió su camino, dejando todo en una anécdota.

Comparte este artículo
Autor: 
  
3722 0

Publicidad