Armas y Complementos

Franchi Affinity 3 Elite Bronze

Perfecta para acuáticas y caza en condiciones extremas

Si necesitas una semiautomática fiable, muy resistente y rápida de recargar no te pierdas las características de esta Franchi. Ha sido especialmente concebida para que rinda al cien por cien en la caza de aves acuáticas y, en general, en cualquier modalidad que se realice en condiciones climáticas extremas.

Juan Francisco París

Fotos: Autor

28/09/2021  |  1201 lecturas

Star Star Star Star Star (5)


La semiautomática Affinity 3 Elite Bronce junto a algunos cartuchos Baschieri & Pellagri F2 Extra utilizados en la prueba.

La semiautomática Franchi Affinity 3 Elite Bronze se presentó en 2019 junto con otra escopeta de características muy similares: la Affinity 3 Elite Cobalt —ver ficha de especificaciones técnicas—.

Desde un punto de vista mecánico, funciona como cualquier otra semiautomática Affinity: por sistema inercial Front Inertia, patentado por Franchi, cuya eficacia está más que probada porque lo utilizan las escopetas de esta marca desde hace años y además de muy fiable y limpio —como cualquier otro mecanismo inercial—, está demostrado que reduce la relevación y el retroceso, lo que permite disparar muy rápido e incrementa el promedio de aciertos con el segundo o tercer tiro.


Las piezas protegidas por Cerakote no producen reflejos ni tampoco los mandos, arco de guardamonte, porta-cierre ni las demás pequeñas piezas porque están terminadas en negro mate.

También tiene en común con las demás Franchi Affinity que su armazón es de aleación de aluminio de alta calidad —Ergal— y que su cañón tiene banda ventilada y puede disparar perdigones de acero.

Igualmente, como la mayoría de los modelos Affinity, su culata está equipada con una cantonera anti-retroceso muy eficaz, denominada TSA-ADV, que es intercambiable: se puede sustituir opcionalmente por otras dos de diferentes anchos, lo que permite variar el largo estándar de la culata —L.O.P.—, que con la cantonera de serie mide 365 mm y con las opcionales 357 ó 375 mm. Y además se sirve con un completo kit de inclinación de la culata, lo que, unido a la posibilidad de modificar el L.O.P., garantiza que cualquier usuario pueda adaptar el encare a sus necesidades.


La culata esta terminada en camuflaje Optifade Marsh. Tiene empuñadura de pistola con superficies antideslizantes y una longitud de 365 mm con la cantonera anti-retroceso TSA-ADV de 22 mm que se suministra de serie. Opcionalmente se pueden adquirir cantoneras más gruesas que permiten modificar la longitud a 357 o 375 cm.

Una Affinity de élite

Pero la Affinity 3 Elite Bronze no es una Affinity normal, sino algo así como una escopeta de élite, como bien se indica en su nombre, porque, además de todas las características mencionadas más arriba, es una escopeta más rápida, mucho más resistente y posee una terminación de camuflaje y un diseño especialmente ideado para cazar acuáticas.

Así, para que el cazador pueda cargar más rápido y usarla más cómodamente, incluso con guantes, Franchi la ha dotado con una maneta, retenida del cerrojo y ventana de expulsión sobredimensionadas —según el fabricante, la escopeta se llana Affinity 3 precisamente por estas tres mejoras que permiten recargarla más rápido—.

Para que pueda resistir las condiciones más difíciles de uso sin que sus piezas se oxiden, todas las partes metálicas de acero externas y el armazón de Ergal están protegidas por Cerakote Bronze, que es muy resistente a la corrosión salina y en general a las condiciones climáticas adversas.


Se sirve en estuche de cartón con anillas porta-fusil, aceite, kit de inclinación de la culata, llave de chokes, instrucciones, garantía por 7 años y un ckoke de 3 estrellas instalado en el cañón.

Y para lograr el mimetismo perfecto en la caza de acuáticas posee culata y guardamanos de tecnopolímero recubierto con camuflaje Optifade Marsh, de probada eficacia, y las piezas más pequeñas, como la maneta del cerrojo y su retenida —que poseen estrías antideslizantes para que se puedan usar con las manos húmedas—, el guardamonte, etc., son de color negro mate para evitar que produzcan destellos y se pierda la eficacia del mimetismo que proporciona el camuflaje y el acabado Cerakote del cañón. Incluso el cerrojo, que es de acero inoxidable con cabeza rotativa, va protegido por un porta-cierre de color negro mate.


Como se puede apreciar en la foto de su desarme básico, todas las piezas grandes y pequeñas están impecablemente terminadas.

El punto de mira es también diferente al que utilizan las Affinity estándar, pues consiste en un guión de fibra de vidrio de dos colores —color dual, lo denomina Franchi— que se divisa mejor sobre cualquier fondo en condiciones de baja visibilidad y, por tanto, al amanecer o al atardecer: es de color verdoso casi transparente y rojo.

Cabe añadir que la escopeta está disponible en calibre 12-70 mm con cañones de 66, 71 o 76 cm, así como en 20-76 mm con cañones de 66 o 71 cm. Tiene un precio en ambos calibres muy interesante: 1.095 euros y se suministra en embalaje de cartón con un choke de 3 estrellas instalado en el cañón; llave de chokes; anillas portafusil; kit de cuñas —4 más 1 instalada de serie— para variar la inclinación de la culata: 45/50/55/60/65; bote de aceite Franchi; instrucciones y garantía por 7 años.


Las pruebas de tiro al plato se realizaron con cartuchos M&B F2 Extra 20-70, de 28 g y las de tiro rápido y retroceso con semi-magnum y magnum mezclados con los de 28 gramos para apreciar la diferencia.

Pruebas

He tenido la oportunidad de probar en diferentes ocasiones esta escopeta tirando platos de compak, aunque siempre en calibre 20 y con cañón de 66 cm. Y en todas ha funcionado perfectamente y su retroceso ha sido bajo o moderado, incluso cuando he hecho pruebas con municiones de 32 y 35 gramos, debido a que está bien equilibrada y a la acción conjunta del sistema de recuperación Front Inertia y de la cantonera TSA-ADV, que es una de las mejores cantoneras anti-retroceso que he probado.

En esta ocasión —la tercera, creo— la he utilizado con algunos cartuchos de 35 gramos y, sobre todo, de 28 gramos sobrantes de otras pruebas —la mayoría Baschieri & Pellagri F2 Extra, marca que, como la escopeta, distribuye BBI—.

En las manos, la semiautomática está tan bien equilibrada y es tan manejable como cualquier otra Affinity, pero debido a que están sobredimensionadas la maneta y sobre todo la ventana de expulsión y la retenida del cerrojo, se puede cargar más cómodo y más rápido.

También me gusta el punto de mira dual. Cuando pides los platos se ve muy bien con cualquier fondo y, en general, te ayuda a comprobar el encare.


Prueba de retroceso y tiro rápido con cartuchos de 28 y 35 gramos: la escopeta funciona perfectamente con todas las cargas y tiene un retroceso y relevación moderado incluso con las de 35 g. El sistema Front Inertia y la cantonera TSA-ADV son muy eficaces.

El lema del fabricante es «Franchi feels right» —Franchi sienta bien— y no puedo estar más de acuerdo porque pese a que he probado la Affinity A3 Bronze en todas las ocasiones con el choche de tres estrellas —porque es el único que se suministra con la escopeta, pero es demasiado abierto y más en calibre 20 para algunos platos lejanos— he tirado siempre bien con esta eversión —y en general con cualquier otra semiautomática Affinity—. De hecho, he roto platos a todas las distancias, lo que demuestra que el choke es importante, naturalmente, pero también es decisivo que la escopeta sea ergonómica, te quede bien, la puedas encarar con soltura y, en definitiva, que tires cómodo.

Pero ¿y a ti, te sentará bien? Si tienes unas medidas anatómicas similares a las mías, seguro que sí y si no también: solo tienes que utilizarla con la cantonera y la cuña del kit de inclinación de la culata —encare— que necesites.