Actualidad

Migratorias

Casi 400.000 palomas cruzan los Pirineos en una pasa que ilusiona a los cazadores

Esta época del año regala imágenes espectaculares de aves entrando en la Península Ibérica para encontrar un lugar en el que pasar el invierno. A través del sol y del sentido del olfato, los animales saben hacia dónde volar.

21/11/2019 11:51:54 | CdC | Archivado en:  Migratorias.

Casi 400.000 palomas han cruzado los Pirineos en una gran pasa, según datos de Gifs France. Más de 80.000 vuelan por la costa y más de 300.000 lo hacen siguiendo la trayectoria de Costa (Urrugne) y Echalar (Sare). Por Valcarlos (Banca) y Quinto Real dejan su pase 75.500 palomas.

Las que han llegado a Cameros ya no retornan, a diferencia de las que han llegado atravesando la costa. Muchas de las palomas que han entrado por la zona de interior hacia Navarra se han desviado y pasado sobre Tierra Estella.

La Rioja, un periodo que enfada a todos

En La Rioja los cazadores miran al cielo con rabia al ver que los grandes bandos de torcaces cruzan sus territorios tras haber finalizado el periodo hábil fijado en la orden de vedas, que concluyó en los acotados el pasado 15 de noviembre.

Dos millones en los últimos años

En los últimos tres años, al menos dos millones de aves migratorias han cruzado los Pirineos. Algunas especies han adelantado su paso y otras han decidido quedarse en la península para pasar el invierno, en lugar de viajar hasta África.

La migración de las aves es un fenómeno espectacular y que permite disfrutar al máximo de la naturaleza. Las aves tienen varios sensores para orientarse. Uno de ellos es el sol y otro, el sentido del olfato.

Las palomas son migratorias parciales y se dividen en transpirenaicas, las que migran a media distancia y las sendentarias, que directamente no migran.

Plumaje perfecto y energía cargada

Para volar largos trayectos, las aves tienen que engordar para acumular la energía suficiente en reserva. Además, el plumaje debe estar perfecto para empezar el vuelo.

Las aves entran en la Península Ibérica a través de los Pirineos más occidentales. Cuando el invierno termina y llega la primavera, los animales regresan a sus lugares de origen y, muchas veces, lo hacen por el mismo sitio por el que han entrado.

 

Creative Commons License
Noticia bajo licencia de Creative Commons.