Navarra

Agricultores y cazadores no llegan a acuerdo sobre el futuro del coto

Los cazadores y agricultores de Ablitas no llegaron a un acuerdo sobre el futuro del coto que la sociedad local de cazadores abandonó a primeros de mes.

24/03/2010 | Diario de Navarra | DIEGO CARASUSÁN

Como se recordará, esta entidad, compuesta por 125 miembros, dejó la gestión del coto que pasó a manos del ayuntamiento. El motivo esgrimido por la sociedad fue la "imposibilidad" de seguir haciendo frente a los daños que los conejos provocan en la agricultura.

Ante esta situación, el coto ha pasado a ser terreno libre, lo que supone que, al no haber titular del aprovechamiento cinegético, nadie se hace cargo de los posibles daños que los conejos puedan ocasionar en los cultivos.

Así las cosas, el ayuntamiento celebró el lunes una reunión entre las partes implicadas para intentar buscar un acuerdo que desbloqueara la situación actual del coto. Pero la iniciativa no tuvo éxito.

La reunión, presidida por el alcalde Luis Mª Sada Enériz, contó con la presencia de José Mª Melero Melero y Jesús Sánchez Láinez, presidentes de la sociedad de cazadores y de la cooperativa de Ablitas, respectivamente. Además, acudieron a la cita representantes del colectivo de agricultores, de los regantes, y de los sindicatos UAGN y EHNE.

Tiempo de reflexión

Los cazadores afirmaron en la reunión que la entidad no puede hacerse cargo de la totalidad de los daños que los conejos generan en la agricultura y plantearon una propuesta.

Según indicó Melero, ésta consistiría en que los cazadores sufragaran el coste de la red de protección que circunda las parcelas de cultivo para evitar la entrada de los conejos, a cambio de que los agricultores se hicieran cargo del mantenimiento de esta malla y de los daños que los animales pudieran ocasionar en sus fincas. "Nosotros no podemos tener a una persona todo el día controlando una malla que, actualmente, es de 10 kilómetros pero que dentro de unos años puede ser de 40", explicó Melero, quien abogó "porque cada agricultor se haga cargo de su finca".

Por parte de la cooperativa, Sánchez mostró su desacuerdo con esta alternativa. "Cuando una persona arrienda una cosa, debe saber cuáles son los pros y los contras. En el caso del coto, los cazadores se tienen que hacer cargo de los daños que produzcan los animales que salen de él", indicó el agricultor ablitero.

Tanto Melero como Sánchez coincidieron en apuntar que la situación está lejos de una solución, aunque no cerraron ninguna puerta. De hecho, ambos colectivos se reunirán de nuevo la próxima semana para intentar acercar posturas.

« Ver más noticias