Volver al índice

 

 
Morteruelo
   
Ingredientes (para 6 personas):
½ liebre o conejo de campo
1 perdiz
¼ gallina
¼ jamón serrano
¼ hígado de cerdo
¼ panceta
300 gramos pan rallado
150 cc aceite oliva
sal
pimienta
pimentón
alcaravea
clavo molido y canela al gusto.
 
Elaboración:
Poner a cocer todas las carnes (bien peladas y limpias) durante 3 horas. Una vez cocidas sacar y limpiar bien de huesos y piel (las aves) y cortar fino a cuchillo, reservar el caldo de cocción.
En una sartén grande pondremos el aceite y cuando esté caliente añadiremos el pimentón, dejar freír como 5 segundos y añadirle el caldo de cocción, las especies y la sal.
Cuando empiece a hervir le pondremos el pan rallado, dejándolo cocer durante 5 minutos y se le añaden las carnes picadas y se deja cocer durante 20 minutos a fuego lento, moviéndolo de vez en cuando para que no se pegue, ponerlo a punto de sal y servir en cazuelitas de barro.
Debe tomarse muy caliente, bien con tenedor, bien mojando pan de pueblo, bien untando en el pan mediante un cuchillo. Vino tinto manchego.
El morteruelo es una antiquísima versión manchega de los patés franceses, de un rusticismo refinado que seduce. Aunque se puede comer frío, es aconsejable calentarlo. La presencia y textura son propias de un paté con tropezones finamente picados. En el paladar, domina ligeramente el hígado de cerdo, mostrando fuerza y suculencia sin ningún exceso, muy equilibrado.

 
 

 

Escaparate cinegético Ver más

Helion XP50: La imagen como nunca se había visto
Nuevos modelos de la gama Zeiss Conquest V6
La perfecta combinación montera