Carmen Casero, Consejera de Empleo y Economía de Castilla-La Mancha

«El sector cinegético tiene una importancia capital para la región»

Entrevistamos en exclusiva a Carmen Casero, Consejera de Empleo y Economía de Castilla-La Mancha con motivo del reciente I Congreso Nacional de Turismo Cinegético que se ha desarrollado en Ciudad Real.

—¿Por qué un congreso de turismo cinegético? Y ¿por qué ha sido Ciudad Real la ciudad elegida?

—El sector cinegético tiene una importancia capital para nuestra región por ser una fuente vital de actividad económica en el medio rural, generadora de riqueza y empleo. La presidenta Cospedal es consciente de todo ello, y tiene el firme compromiso con el sector por mejorarlo y hacerlo más competitivo. Es evidente, que si Castilla-La Mancha quiere un desarrollo armónico hay que trabajar por el turismo cinegético de forma decidida a través de actuaciones concretas que se encuentran plasmadas en el Plan Estratégico de Turismo, que es nuestra hoja de ruta para avanzar en la dinamización del sector y en la definición de nuevas estrategias de promoción y comercialización.
Estoy convencida de que Castilla-La Mancha es el lugar idóneo para este Congreso, por la importancia histórica que la caza ha tenido en esta región, que cuenta con todo lo necesario para que el turismo cinegético triunfe y sea un referente, ya que es un paraíso cinegético tanto en caza mayor como menor, un medio ambiente excepcional y, sobre todo, un sinfín de complementos turísticos que nos tiene que convertir en un referente nacional e internacional en materia de turismo cinegético.

—¿Cuáles son los objetivos que se persiguen con la celebración del congreso?

—Nuestros objetivos, como no puede ser de otra manera, son muy ambiciosos. En primer lugar, pretendemos a través de este Congreso, promocionar los nuevos productos especializados que están surgiendo en la actualidad para que los cazadores que llegan a Castilla-La Mancha amplíen su estancia, en segundo lugar exponer la combinación de otros productos turísticos ligados también a este sector, como son la gastronomía, el enoturismo o la artesanía por citar sólo algunos ejemplos. Por último, buscamos la mejora de la profesionalidad del sector, con la pretensión de lograr una mayor calidad y excelencia. Buscamos que el turismo cinegético de Castilla-La Mancha sea un referente a nivel mundial, además de la mejora de la captación de los posibles visitantes. Y es que hay que ser consciente de la importancia que el sector en nuestra región al generar más de 6.500 empleos directos y un volumen de negocio de más de 600 millones de euros.

—¿Qué podemos esperar de cada una de las mesas del congreso?

—Estoy convencida, de que de estas mesas van a salir resultados que van a mejorar el sector del turismo cinegético de Castilla-La Mancha, ¿Cómo? A través de la aportación de los mejores profesionales del sector de la caza y de otros ámbitos como el gastronómico o la gestión turística, entre otros. En definitiva, como ha dicho en varias ocasiones la presidenta Cospedal, con el intercambio de ideas y de contactos profesionales.

—¿A quién va dirigido el turismo cinegético?

—El turismo cinegético va dirigido a todo aquel que disfruta con la práctica de la caza y sus sectores afines y complementarios. La procedencia de nuestro turismo cinegético es variada y diversa, junto al turismo nacional que obviamente tiene una gran importancia contamos con un turismo internacional que procede de países de Centro Europa, Asia y América del Norte, además de un incipiente turismo proveniente de Rusia que cada vez es más importante, y por supuesto, potenciando nuevos mercados con unas grandes posibilidades de crecimiento y poder adquisitivo como es el chino.

—¿En qué situación se encuentra el sector cinegético de Castilla-La Mancha?

—Castilla-La Mancha es un referente en el sector cinegético, tanto por su excelencia como por sus posibilidades, basadas en los más de 7 millones de hectáreas disponibles para su práctica en más de 5.700 cotos. Es una región con una fuerte tradición cinegética, como lo atestigua las aproximadamente 150.000 licencias de caza que tenemos actualmente. Creo sinceramente que se encuentra en una óptima posición para seguir avanzando en el turismo cinegético, en especial tras la puesta en marcha por parte de la presidenta Cospedal de la “licencia única” de caza, tras los acuerdos adoptados el pasado mes de abril entre las regiones de Castilla-La Mancha, Castilla-León, Madrid y Extremadura.

—¿Qué papel desempeña la actividad venatoria en el medio rural?

—Para los habitantes del ámbito rural, la caza es tradición y cultura y a la vez es riqueza y empleo, en definitiva es oportunidad. Pero a la vez tiene una importancia medioambiental básica, como es también la de garantizar el equilibrio ecológico en el campo, absolutamente necesario y vital tanto para la flora, la fauna y la agricultura.

—En su opinión, ¿Qué necesita Castilla-La Mancha para conseguir la excelencia turística en este sector de la caza?

—Creo que los empresarios del sector del turismo cinegético están trabajando en la búsqueda de la excelencia y la calidad. Además, todos los profesionales del sector tienen que saber que cuentan con un aliado permanente en el Gobierno de la presidenta Cospedal, un Gobierno que está trabajando codo con codo con el sector, como muestra este Congreso, o a través de reuniones con responsables de las 33 oficinas exteriores del Gobierno de España, donde se trabaja para el desarrollo del turismo en nuestra región, a través de su promoción en el exterior.

 

En el número de junio:

  • Tur de Dagestán en Azerbaiyán
  • Historias de la caza de patos por esos mundos
  • El armero: 270 Wby v. 270 WSM
  • África: todo sobre el búfalo cafre y la caza de los viejos machos