No Perdamos el Norte

No hay pan para tanto Chorizo

En un país enfermo de corrupción, donde el dinero de los parados se gastaba en drogas y lupanares, no debiera de extrañarnos el haber llegado a esta situación.

01 may. 2012 - 6.216 lecturas - 10 comentarios

En adelante ya no será lo mismo, la tropa de sinvergüenzas acostumbrados a engordar sus pecunios con las libaciones de congresos, saraos y subvenciones disfrazadas de los más altruistas fines está tan menguada y acorralada que se dan de cuchilladas por conseguir plaza en el bote salvavidas de un barco que se hunde. En esto, como en la naturaleza, el último es siempre el más fuerte, en el caso que nos ocupa, quizás el más impúdico. El caso de los que metían la pasta de los obreros en putas, nos alarma sobremanera. Pero muchos lo supieron y sospecharon desde hace tiempo, pero no fueron valientes para denunciarlo. Alrededor de algunos eventos de quienes dicen que defienden, de boquilla, a la caza y a la Federación, está pasando lo mismo y, o nos falta valentía, o nos sobra vergüenza.

Sólo quedamos novecientos mil mendrugos que nos dediquemos a la caza en España y… novecientos mil mendrugos ¡somos poco pan para tanto Chorizo!

El dinero de nuestros impuestos tendrá, en adelante, que abandonar la subvención de todo lo que no sean trabajos científicos contrastados por las universidades o fundaciones científicas, avaladas por sus antecedentes de seriedad. ¡Que en el ámbito de la caza las hay! No digo su nombre porque el que sepa de lo que hablo, ya lo ha visualizado.

Siempre he negado lo que muchos, desde la sociedad urbana, atribuyen a nuestras cacerías. Piensan, que al igual que en La Escopeta Nacional, nuestras juntas monteras, congresos, y ojeos, sirven para hacer negocios. Yo niego esto, pero afirmo que sí son útiles para verificar con quién nunca deberías hacerlos. La caza no tiene más grandeza que la que habita en el corazón de cada cazador. En algunos sólo hay mezquindad, en otros: Como en los de los Coca Vita, José Luis Garrido o Miguel Ángel Romero… auténtica grandeza quijotesca. Son ejemplos a imitar entre nuestras filas.

Dijo concretamente Miguel Ángel Romero, idealista donde los haya, en unas fresquísimas declaraciones a la Radio Galega durante su anual peregrinaje truchero por tierras del Apóstol, que: La caza se había pervertido, que el rural, que se está muriendo lentamente no soporta ya más vividores y mercachifles que han hecho de la cinegética un negocio que degenera más, si cabe, la esencia del rural digno que él ha conocido.

Cierto como que sale el sol que habrá que sumarle a esos mercachifles que nos venden perdices de bote llamándolas caza, a otros; en este caso magos del merchandising, que sin haber hecho jamás nada por la Federación ni por la caza, que presumen defender, sí han sabido vivir muy bien a su costa culebreando para su interés, porque por suerte o desgracia, nunca les hemos faltado algún cándido Tancredo del que aprovecharse.

Cuando el pasto sobra, nadie se preocupa de que la vaca del vecino pazca en su prado. Cuando falta el pasto, hasta el más mediocre becerro se preocupa de los mugidos de los bueyes en prados vecinos. El pobre becerro no sabe ni mugir, ni siquiera es capaz a entender los motivos y fines de los mugidos de bueyes que le quedan demasiado lejos para sus pobres entendederas de usurero. El pobre becerro solo tiene miedo de que, quienes valen más que él, puedan entrar en su prado, no dejándole seguir degustando el poco pasto que otrora brotaba fácil de la administración.

Asistiremos pronto a patéticas escenas de los serviles para seguir arrimados a la teta del estado. Veremos que los que han hecho de la caza mercantilizada de cría antinatural harán saldos de esquina. Al final, y viendo que unos y otros ya no nos engatusan a nadie, unos terminarán por levantar los cercones para librarse de las reses sobrantes. Pero peor lo pasarán los otros cuando se les acabe el pasto. Tendrán que reconvertirse… y quizás trabajen y dejen de vivir del cuento congresual. Para variar.

 

10 comentarios

AntiSpam: Para enviar el comentario, por favor,
escribe la palabra de la coordenada A2:

  A B C D
1 zorro conejo lobo codorniz
2 oso rebeco elefante zorzal
3 urraca torcaz perdiz paloma
4 liebre becada corzo ciervo

¿Por qué debo hacer esto?

Al tener que introducir la palabra que aparece en la coordenada nos estás ayudando a evitar los post automatizados realizados por spambots —robots publicitarios que llenan los foros de mensajes no deseados—.

El funcionamiento es muy sencillo: sólo tienes que escribir en el cuadro de texto la palabra que aparece en el cruce de la columna y la fila especificadas. Para más facilidad puedes seleccionar la palabra con el puntero del ratón y arrastrarla hasta el cuadro de texto.

Los usuarios registrados de Club de Caza no necesitan dar este paso.

01 may. 2012 11:55
+4
jmmontoyao@terra.es  
Amigo Chan: Totalmente de acuerdo contigo. Ya verás cómo, ahora, cuando se corte el grifo del dinero podrido, cuando deje de correr por la cloaca la mierda que les nutre, los de la gran mamada de la teta del cazador se pasan al enemigo y se vuelven hacia el ecologismo "pseudocientífico" del que proceden y que en realidad nunca abandonaron. Quien da pan a perro ajeno... Ahora el perro será más peligroso que antes y, si no, al tiempo. Un abrazo, y enhorabuena por osar decir, lo que debería ser normal pensar. Miguel
01 may. 2012 14:16
+3
TEORICO R. A.
Creo que todos estamos de acuerdo en ello. digo todos los cazadores bien nacidos.
Pero, estos artículos, mientras los publiquemos en estos foros o en revistas que solo leemos nosotros. no van allá y es como si nos mir´ñasemos el ombligo unos a otros.
Para despoertar cinciencias y que el resto de la sociedad conozca estos puntos de vista sería necesario publicar esta opiniones en los medios generalistas.
Adelante Chan.
02 may. 2012 23:30
+3
Fuente Andrino  
Mi querido amigo CHAN, desde que nos abrazamos recientemente en FERREIRA DE PANTÓN al coincidir ambos en las charlas de PERIODIPESDCA, esto es lo primero que escribo y lo hago desde la emoción de verte recompensado en tus acertadas opiniones con la persona que más sabe de caza en España. Me refiero a don José Miguel Montoya Oliver, qué como sabrás, es un doctor ingeniero de montes con muchas publicaciones a sus espaldas y un científico que los textos los explica a través de las más diversas ciencias que utiliza como herramientas. Lo hace de tal manera, que me hacen renegar de una España a la que tanto quiero. Y me hacen renegar de ella porque en este festín se da barra libre a cualquier titiritero y no se le exprime al señor Montoya Oliver como lo haría cualquier país del Mundo.

CHAN, mi querido amigo, que a un texto tuyo le conteste don José Miguel Montoya Oliver, es un honor que pocos, muy pocos, pueden tener en España. Fíjate si será importante la opinión de este gran señor, que al opinar en un post mío albergado en esta misma web, me ha dejado paralizado. NO HE SABIDO QUE DECIRLE. Y, cómo no, he dado gracias a Dios por propiciar que a un cazador de a píe, como yo, le conteste el señor Montoya Oliver.

También ha influido que estos días he estado en Galicia donde las coberturas telefónicas dejan mucho que desear y opté por gastar el tiempo haciendo fotografías y enterándome de primera mano de los temas que nos interesan. Síííí, tengo evidencia documental gráfica de cómo las viñas gallegas, por citar un cultivo, han dejado de ararse y echan un fitosanitario que hasta he fotografiado. Eso sin contar la cultura pírica que se utiliza como arma arrojadiza que no entro a valorar, pero lo que sí digo es que joden la biodiversidad. Ya ves lo que uno tiene que aguantar … Es más, al día siguiente se pudo comprobar mi humilde opinión a píe de río, pues sólo se hicieron dos capturas entre todos los pescadores que pescamos en PERIODIPESCA. Yo, mi querido amigo, no dejé ni un momento la caña y me entraron a la mosca minúsculas truchas que pasarían a degustadas de unos visones americanos que por allí pululaban. Pero si me habían dicho los pescadores gallegos de a píe que lo dijera. Bueno, yo fui fiel a los de mi “ralea”. (La razón está cerrada por derribo).

No hay aplazaos ni escalafón,
los ignorantes nos han igualao.


Hace años, don José Miguel, se despedía de unas revistas muy nuestras con el título del tango “ADIÓS MUCHACHOS” (Adiós muchachos, compañeros de mi vida … ) y yo me puse triste. Entonces no escribía sobre estos menesteres donde he conocido a tantos menesterosos. Entonces me dedicaba por entero a la Informática y mienten quienes dicen que a mí el señor Montoya me gusta porque utiliza la Informática como una de sus muchas herramientas. Para los ignorantes todo lo que no son “palabros mal acuñados” es cosa científica adobada con informática. ¡¡¡Qué bestias!!!. Pierdo el hilo. Entonces pensé que me iba a quedar sin conocer las opiniones del autor de mis libros que aun hoy siguen siendo de referencia. Pero gracias a Dios he sabido rebuscar y hacerme con sus artículos, opiniones, libros ….

Muchas gracias por citarme en tu excepcional post. Te lo agradezco de corazón. Pero mi opinión es la de un cazador de a píe. Un cazador y pescador de pueblo como dije en PERIODIPESCA. Ruralidad a la que no renunciaré jamás. CHAN, MI FAMILIA EMIGRÓ POR NECESIDAD Y YO CON ELLOS. Pero no te lo voy a negar, mi corazón se quedó enterrado donde nací. Y ahora, cuando la vida se me escapa a borbotones, me aferro con todas mis fuerzas a mis raíces, a lo rural, a lo ancestral, pues salvo en la esencia de nuestras tradiciones, no he encontrado nada que mereciera la pena. Me he encontrado con muchos “hideputas”, eso es cierto.

Yo pienso que entre todos tenemos que pedirle al señor Montoya que vuelva a tomar el timón, pues los amotinados no han hecho más que robarnos y dejar el barco al pairo. Y … hay galerna …

Esta sala de espera sin esperanza, hay que someterla a una cura de humildad, pues nos sobran los motivos para mandarla a la mierda sin acuse de recibo.

Sólo he utilizado una letra de un tango emulando al señor Montoya. Pero confieso sin pudor que me gusta la COPLA ESPAÑOLA y que Piazzolla me hizo estudiar a Borges para después releerme, por quinta vez, el Martín Fierro y terminar interesándome por Oscar Ringo Bonavena y hasta por Carlitos Monzón. Oye, que don Manuel Alcántara, quien gracias a Dios ha vuelto a escribir su columna diaria, es un gran poeta y le empecé a leer escribiendo de boxeo. No me gustan los culturetas, pero como nunca he cerrado los bares, dedico tiempo a leer, cosa por la que deberían de empezar muchos conferenciantes que me recuerdan a Fray Gerundio de Campazas (alias Zontes). La gran obra maestra del Padre Isla.


UN ABRAZO Y ENHORABUENA POR TU GRAN ARTÍCULO

Miguel Ángel Romero Ruíz

02 may. 2012 23:35
+3
Fuente Andrino  
No he repasado mi contestación y es un insulto a la Sintaxis. Me ha salido todo de un tirón y, lo confieso, a veces se me nubla la razón ante tanto majadero y sinvergonzón.
Miguel Ángel Romero Ruíz
03 may. 2012 11:51
+2
benqui
No me gusta el futbol, pero no puedo no enterarme de quién gana la liga, de quién pierde un entrenador o de que español juega fuera de nuestras fronteras. Soy cazador y sigo diciendolo a boca llena en estos foros y con la boca pequeña fuera de ellos, porque nuestra imagen sigue siendo la de un monarca que caza elefantes en tiempo de crisis o la de un juez que mata no se cuantos "venaos" en un zoológico de finca. Me siento orgulloso de ser cazador, pero mi padre y aún más mi abuelo, hacían gala de su condición; yo apenas hablo de mi afición.
Con todo ello solo quiero, por una parte felicitar al autor del artículo por su capacidad de sintesis y por otra unirme al comentario de dar mayor y mejor difusión a la figura del cazador.
Gracias Chan.
03 may. 2012 13:24
Francisco Chan  
Efectivamente MAESTRO ROMERO. Supongo que la mención a los bueyes te trajo a colación el tango Cambalache. Nada se puede decir mejor ni más acertado sobre estos tiempos que en su letra, la cual transcribo más abajo.
Solo un MATIZ, también enamorado de Martín Fierro me confieso, y al igual que él digo:

"Un padre que da consejos,
más que padre es un amigo.
Así como tal les digo,
que vivan con precausión;
pués naide sabe en que rincón,
se oculta el que es su enemigo.

Para mí Romero, con tus virtudes y defectos y con tus muchas grandezas y pequeñas flaquezas. Me das consejos que yo acepto de buen grado porque, eres MI AMIGO y padre venatório.

Y AHORA SI, NO NOS PONGAMOS maconsones (dicho sea con respeto) Y A DISFRUTAR DEL TANGO CAMBALACHE:

Que el mundo fue y sera una porqueria
ya lo se
en el quinientos diez
y en el dosmil también
que siempre ha habido chorros
maquiavelos y estafados
contentos y amargados
varones y doblés
pero que el siglo xx es un despliege
de maldad insolente
ya no hay quien lo niegue
vivimos revolcados en un merengue
y en el mismo lodo todos manoseados.

Hoy resulta que es lo mismo
ser derecho que traidor
ignorante sabio chorro
generoso estafador
Todo es igual nada es mejor
lo mismo un burro que un gran profesor
no hay aplaza'os ni escalafón
los inmorales nos han iguala'o
si uno vive en la impostura
y otro afana en su ambición
da lo mismo que sea cura
colchonero, rey de basto
caradura o polizón.

Que falta de respeto
que atropello a la razon
cualquiera es un señor
cualquiera es un ladrón
mezclado con Stavinsky
va Don Bosco y Napoleón
Don Chucho y Lamignón
Carnera y San Martín
igual que la vidriera irrespetuosa
de los cambalaches se ha mezclado la vida
y herida por un sable sin remache
ves llorar la biblia junto a un calefón.

Siglo xx cambalache
problematico y febríl
el que no llora no mama
y el que no afana es un gil
Dale nomás dale que va
que alla en el horno
se va'mo a encontrar
no pienses mas sentate a un la'o
que a nadie importa si naciste honrra'o
si es lo mismo el que labura
noche un dia como un buey
que el que vive de las minas
que el que mata, que el que cura
o esta fuera de la ley

03 may. 2012 19:21
+3
Fuente Andrino  
Yo, mi querido amigo, soy alumno de todos y maestro de nadie. Nuestra mutua amistad (qué Dios conserve in aeternum) nos hace sentir nostalgia debido a la distancia y me sobrevaloras.

Termino, cómo no, con la letra de otro tango:

si precisas una ayuda, si te hace falta un consejo,
acordate de este amigo que ha de jugarse el pellejo
p'ayudarte en lo que pueda, cuando sea la ocasión.

Tiene bemoles el asunto. ¿Quién me iba a decir a mí que don José Miguel Montoya Oliver iba a poner otra vez en valor el tango?.

UN ABRAZO
03 may. 2012 21:24
+2
bala2
bala2
Estoy totalmente de acuerdo, pero la realidad es la siguiente: chorizos a tutiplen que vuelven a gobernar con el apoyo de los que también quieren trincar en el pozo del erario público, bastante menguado y más que lo estará; amigos de la realeza absueltos por pegar tiros en la buena dirección; ministro y juez que cazan ¿pagando? hasta sin licencia en el caso del ministro- pero eso no es delito; ¿Y? Se mantienen de diputados, asesores internacionales, etc- ¿No lo veíamos venir? Sí. ¿Hacemos algo? Nada. Si algo va a tener de bueno esta crisis de los que se mantienen en consejos de estado y demás chollos, es que saldrán a la luz todas las mangancias habidas y por haber. Lo que no creo es que se llenen las cárceles de tanto chorizo y si las colas del paro y de cáritas.
04 may. 2012 15:50
Enhebrador
¿Nos estamos refiriendo sin duda a la RFEC y sus Delegaciones Regionales, la actual y las anteriores que han sido, verdad? Por una vez, Chan, estoy de acuerdo contigo al respecto.

Estoy de acuerdo en general pues. Es hora de que desaparezca la RFEC, como una "Federación Deportiva" (¿es deporte acaso un divertimento ocioso basado en la muerte de un ser vivo semejante?), con presupuesto a cargo de los Presupuestos Generales del Estado (vía Consejo de Deportes-Ministerio de Cultura).

Nos está haciendo mucho daño, a la ciudadanía en general y muy en partricular a la imagen y desarrollo de los cazadores; nos lo viene haciendo desde sus comienzos.
Cada vez más según avanzan los tiempos y se va quedando trasnochada y obsoleta en aquel Régimen y circunstancias tan distintas.

Hoy por hoy es un auténtico latrocinio, una lacra social su existencia y permanencia. Una verguenza colectiva.
Y mientras tanto, los pensionistas y los enfermos necesitados en general, es decir, los más débiles y necesitados, ven recortados sus derechos y fustigadas sus imperiosas y legítimas necesidades.
04 may. 2012 21:50
+1
Francisco Chan  
Hago un alegato contra quienes han mercantilizado la caza convirtiendola en oferta de granja y contra algún sinvergüenza que se dedica a hacer convenciones con la excusa de defenderla, pero solo para vivir a su costa.Hago un alegato alrededor de la administración que debiera contrastar más sus subvenciones.
NO ME REFIERO A LA FEDERACIÓN. Yo, en Galicia, HE ASISTIDO A MUCHAS CONFERENCIAS
organizadas por la Federación Galega y han sido de magnífica calidad en contenidos científicos y jurídicos.
Yo mismo he sido invitado a dar hace unos meses una ponencia sobre la seguridad en la caza y me ha pagado la FGC con unas dietas de desplazamiento que costearon el gasoil del coche y dos cafés.
No considero esto un despilfarro.
LO DE CAZA DEPORTE O VIVENCIA ES OTRO DEBATE. Yo me inclino más por lo segundo. Es una vivencia, o mejor pulsión. Se realiza unesfuerzo físico, luego puede tener connotaciones"deportivas", como el pasear.
YO NO CREO EN LA CAZA COMPETICIÓN, ( el 95% de los cazadores federados no competimos). Pero si creo en la libertad para que quién practíque la competición, tenga derecho a hacerlo sin tener que justificarse. Teniendo como límite los planes técnicos y científicos que avalen la estracción de los animales sobre los que se prede en esos campeonatos. Otras competiciones de la Federación, cuando se tira sobre platos, no son caza.
No creo en que haya que derribar nada, como usted dice, creo que se puede hacer de lo bueno que tenemos, peana para auparnos a tiempos nuevos de cambios necesarios y enfoques distintos.
Este artículo habla de vividores y chupopteros en nombre de la caza. Creo que estos especímenes están más alrededor de cualquiera de las Federaciones y distintas Asociaciones, intentando carroñear como buitres de lo que de ellas pueda desprenderse. Pues los que están realmente dentro de ellas,de sus directivas, salvo casos muy sangrantes; que también los hay, suelen estar trabajando. Y algunas veces equivocandose, claro está.
Piense, querido amigo, que he dejado atrás, en este alegato, a los tontos, a los aduladores y a los incapaces. Estos especímenes pueden proliferar en cualquier hábitat. Da igual; si usted se cree que creando algo nuevo estará libre de ellos. ¡Se equivoca!