Protección y comunicación en la caza y el tiro

 

En muchas ocasiones nos exponemos inconscientemente a ruidos que pueden dañar nuestro oído. Desde estas líneas queremos informar al cazador y tirador de los riesgos a los que se exponen  a la hora de disparar y de la necesidad de usar protectores auditivos, no sólo en las galerías de tiro, sino también en el exterior. También incidiremos sobre algunas soluciones de comunicación, que hacen posible entre otras cosas mejorar la seguridad y la organización en una jornada de caza.

La pérdida de audición es irreparable

El oído humano está diseñado para captar sonidos naturales. Muchos procesos y aplicaciones de trabajo pueden generar niveles de ruido que son potencialmente dañinos para el oído. Cuando las minúsculas células ciliadas sensoriales se exponen repetidamente a dosis excesivas de ruido, se rompen. Las células ciliadas supervivientes tan sólo pueden  procesar una parte de toda la información que les llega, lo que conduce a lesiones auditivas permanentes.

 

ondas destructoras

La gama de frecuencias (espectro audible) del oído humano es de 20 a 20.000 Hz. La gama de frecuencias principal para la percepción del habla se limita aproximadamente a una gama entre 125 y 8.000 Hz.

La presión sonora recibida por el oído se mide con una unidad denominada decibelio (dB, que indica la potencia de una señal o la intensidad de un sonido) y la frecuencia con una unidad denominada hertzio (Hz, número de oscilaciones por segundo de una onda).

La dinámica del oído cubre la gama aproximada de 0 dB a 140 dB. Un nivel de presión acústica inferior a 65-70 dB se considera normal y no entraña riesgo de daño alguno, independientemente de la frecuencia o la duración del ruido.

El ruido suele definirse como un sonido no deseado. El nivel del ruido que puede ocasionar pérdida de audición depende de la duración de la exposición al mismo. El nivel crítico de la pérdida de audición ocasionado por el ruido es de 85 dB durante 8 horas diarias. Sin embargo, un aumento de 3 dB reduciría a la mitad la duración permitida y así progresivamente. Esto supone que una exposición de 28 segundos a un ruido de 115 dB pueda producir un daño irreparable. Para sonidos de impulsos de corta duración, el nivel máximo puede causar daño, independientemente del tiempo de exposición.

Protección auditiva al 100%

En cierto modo, el ruido puede compararse a la radioactividad. El hombre solamente puede soportar una dosis limitada. Cinco minutos diarios de exposición a ruidos peligrosos son suficientes para ocasionar deterioro de la capacidad auditiva. La caza y el tiro son actividades de alto riesgo para nuestro oído. Se tiene asumido que en una galería de tiro es necesario el uso de protectores auditivos ya que percibimos mucho más la presión sonora del disparo. Sin embargo se tiende a relajar el hábito de uso de auriculares a la hora de disparar al aire libre. Siempre que disparamos estamos expuestos a presiones sonoras por encima de los 110 dB. Al aire libre no tenemos el rebote del sonido de una galería de tiro pero la presión es la misma y el riesgo de sufrir daños irreversibles es alto. Marcas como Peltor ofrecen soluciones 100% fiables. Nuestro oído queda totalmente protegido y podemos oír los sonidos externos del campo gracias a sistemas electrónicos como el del nuevo Táctical XP, que por la configuración espacial de sus micrófonos permite distinguir perfectamente de dónde procede cada sonido.

Un disparo es un ruido de impulso, que es particularmente perjudicial para el oído del ser humano. Un solo disparo, sin la adecuada protección para los oídos, puede causar un daño permanente.

Peltor, líder mundial en la fabricación de protectores auditivos con más de 50 años de experiencia, junto con la línea de productos de protección auditiva de la marca 3M dispone de una gama específica de protectores para la caza y el tiro. Básicamente para estas actividades se utilizan dos tipos de protectores: los protectores pasivos y los electrónicos (con dependencia de nivel).

Un protector auditivo pasivo atenúa todos los ruidos, incluyendo las frecuencias de la voz. Aunque el nivel correcto de protección pasiva protege la capacidad auditiva del usuario, sin embargo, no mejora la comunicación con el entorno externo.

Nuestros protectores con dependencia de nivel, contienen electrónica avanzada con micrófonos integrados. Las orejeras con dependencia de nivel pueden amplificar los sonidos externos hasta cuatro veces, lo que permite al tirador detectar sonidos débiles ayudando a apuntar los objetivos con gran precisión. Los sonidos no solo son amplificados, sino que también se reproducen en estéreo, lo que le permite detectar exactamente de dónde provienen. Usted se convierte en un cazador mejor cuando puede escuchar a sus perros y a sus presas desde una mayor distancia. La conexión directa a una radio de comunicación externa mejora el trabajo en equipo con sus compañeros de caza e incrementa la seguridad. Algunos de los productos en la gama con dependencia de nivel le permiten adaptar el balance estéreo, por ejemplo, si tiene una discapacidad auditiva en un oído..

Como ejemplo de protector electrónico con amplias posibilidades de comunicación tenemos el nuevo modelo de Peltor, el WS SportTac

Peltor WS ™ SportTac ™ es un protector auditivo con escucha dependiente del nivel, lo que significa que se oye el entorno, pero atenuando los niveles de ruido nocivos.

Las novedades técnicas de este modelo vienen del lado de la comunicación. Aparte de la clásica comunicación por cable este modelo incorpora tecnología bluetooth permitiendo una conexión inalámbrica a un teléfono móvil, una emisora u otro dispositivo que cuente con bluetooth para una comunicación instantánea y discreta.

Peltor WS ™ SportTac ™ se puede conectar fácilmente por cable a diversos tipos de radios de comunicación a través de una amplia gama de accesorios diseñados específicamente. El circuito Bluetooth ™ integrado ahora permite una conexión inalámbrica completa con el teléfono móvil o con otros dispositivos de comunicación con Bluetooth ™. El teléfono puede permanecer en silencio en su bolsillo y sólo se oye cuando recibe una llamada. Puede incluso escuchar audio en estéreo desde su teléfono o reproductor MP3 a través del enlace Bluetooth ™ y escuchar su música favorita si está aburrido en su puesto.

Ejemplos practicos:

Ws con emisora vía cable.
Ws con emisora no compatible vía cable .
Ws con emisora vía bluetooth.
Ws con telef. Móvil/mp3 via bluetooth.

Doble conexión:

Ws con emisora vía cable + telef. Móvil/ MP3 vía bluetooth.


Si la protección auditiva es importante  más lo es la ocular. En el campo es fundamental protegernos de objetos extraños como una rama, y lo más importante: de un posible rebote, como puede ser el de un diminuto trozo de piedra que tras el impacto de un proyectil se dirija hacia nosotros. También puede darse el desafortunado caso del impacto de un perdigón en nuestro ojo debido a un disparo involuntario.

Es cierto que muchos de estos casos son improbables pero si vamos bien protegidos no tendrán ninguna repercusión en nuestro ojo y por tanto en nuestra vista.

Otro riesgo que los cazadores o tiradores deben evitar es la exposición a la luz solar y las radiaciones ultravioleta.

Las marcas  3M y Peltor ofrecen una gama de protectores oculares de primera calidad con la clase óptica más alta  con una amplia selección de equipos de protección ocular con tratamientos antiempañamiento y antirrayadura prácticos y duraderos. Las gafas de montura universal y panorámica de 3M ofrecen una fiable protección UV, están certificadas bajo la norma europea EN166:2001 y tienen el marcado CE.