Temporada frustrada

En las zonas bajas de Andalucía ya se puede colgar y en pocos días se irá abriendo la temporada de reclamo en el resto de España. En estos primeros días colgamos con la ilusión de cumplir el sueño que anida en nuestra mente desde el final de la temporada pasada.

Mª Carmen Pacheco | 26/01/2013

10800 lecturas

Los días previos empleamos todo nuestro tiempo libre en contemplar los reclamos, observar al más rojo, el de excrementos gruesos o el que está todo el día cantando. Porque esos pequeños detalles alimentan  nuestra ilusión, hacen que nuestro corazón se acelere y que esbocemos una sonrisa. Pero como en la vida misma, las apariencias engañan, y en el reclamo sucede lo mismo. Esa patirroja que presenta, teóricamente, todos los síntomas de encele, cuando la colocamos en el tanto, nos desengaña, y es en ese momento donde nos entran las prisas y parece que los días de cuelga pasan de cuatro en cuatro y no tendremos lugar de cazar lo que desearíamos.

Buscamos soluciones para un encele rápido, sin darnos cuenta que todo proceso precisa de un tiempo, y cualquier artimaña altera el ciclo natural de nuestros reclamos pudiendo originar nefastas consecuencias.

¡Sabe Dios la cantidad de inventos que hay para apresurar el celo! Unos atiborran los reclamos de alpiste, cañamón... semillas varias; otros optan por darles muchas horas de luz, recogerlos en una habitación con chimenea o estufa y eso si aún  no hemos comprado el pertinente botecito de vitaminas;  en fin, infinidad de inadecuadas sugerencias, que lo único que pueden originar es una pelecha fuera de su tiempo, y ahora sí que la hemos "liado parda", porque eso ya no tiene arreglo.

No pensamos que en estos primeros días es extraño que las camperas tengan celo, y si es así, ¿por qué deberían tenerlo los nuestros? No es su tiempo natural, y toda jaula que canta medio en condiciones a día de hoy, que son pocas o ninguna, lo hace porque se trata de un granjero, sin ánimo de menospreciarlos, o porque hemos empleado algún método acelerador, como si de una reacción química se tratase. En cuanto a las del campo, toda aquella que se dé una vueltecita por el tanto es porque siente curiosidad de conocer a ese individuo que intenta llamar la atención, porque de celo, poco o nada, por mucho que las condiciones meteorológicas se hayan puesto de nuestro lado.

Estos primeros días deben servir para que nuestra jaula termine de obtener el punto óptimo de celo. Las prisas siempre fueron malas consejeras, y todo el empeño que hemos puesto en cuidarlos durante todo un año, lo podemos echar a perder porque la codicia se apodera de nosotros, y de la misma manera estropear ese nuevo reclamo que pudiera ser el de nuestros sueños.

En nuestra mano está seguir los principios de esta caza y retirar el dedo ejecutor del gatillo.

M Carmen Pacheco - Cuquillera

5 comentarios

Inicia sesión o Regístrate para comentar.

27 ene. 2013 21:12
mipollo
mipollo  
Desilusión total para mi, en estos tres primeros días de caza en la zona alta, el primer día me llevo los tres que mas ilusionado me tenían y tres FRACASOS DE CAMPEONATO. DE ESTA ME RETIRO. como no cambien mis reclamos. van a ir saliendo uno tras del otro.
Pues este tipo de caza es demasiado sufrida, y los reclamos unos desagradecidos, no se que voy hacer pero estoy que llevo dos días sin ir, y me lo estoy pensando en cuando volver.
29 ene. 2013 21:11
CUQUILLERA
CUQUILLERA
Baldomero, el campo tiene poco celo, y las jaulas, no sé por qué, también están más faltas que el año pasado; en las mías lo noto, y luego los compañeros comentan eso.

De esta droga no nos retiraremos ahí porque sí. Lo que pasa que cuando salen y no cantan o no responden como lo han hecho en otras ocasiones, pues nos entra por el cuerpo de todo.

Ánimo y un abrazo.
30 ene. 2013 08:07
tibi
tibi   «La mejor de las vistas!!»
Bonito artículo Cuquillera, nos muestra ése sentir tan nuestro y puntual que año tras año, nos ronda como el celo. Confío y espero que los Reclamos se vayan poniendo a tono de a poco, que todos lleven ese puntito de más a los camperos y que éstos den igualmente la talla.


30 ene. 2013 15:19
CUQUILLERA
CUQUILLERA
Lo malo y además que nos preocupa a más de uno, es que lo cojan cuando ya sea tarde, bien porque los que tenemos pocos días para colgar, se nos hayan terminado, o porque la temporada está en su ecuador en muchas zonas, y ésto pinta feo.
15 sep. 23:40
sanchezg
sanchezg
En mis 40 años de afisionado, he hecho muchas tonterias, pero he llegado a la conclusion que ieidadesil pajaro dandole un pelecho, al aire libre que se solee por la mañana le de el relente de la noche.el pienso sea todo el año el mismo. porque corremos el riesgo de hecharlos a mudar.con esos requisitos el pajaro, que cuando llegue primeros de febrero, escuche una pajara iiy no salga. que esperamos. yo particularmente pelecho mucho pajaro y le doy pocas oportun

 

Leer más
Otros artículos de Mª Carmen Pacheco

Reclamo…
(17/10/2012)

Artículos relacionados con 'Reclamo'

Sonrisas y lágrimas
Francisco Álvaro Ruiz de Guzmán-Moure

La imagen del reclamo
Manuel Romero

La ilusión de una nueva temporada del reclamo
Manuel Romero

El reclamo y la tradición
Manuel Romero

Volver a empezar o la ilusión que nunca se pierde
Paco Ruiz

Más +
Top 5 artículos más leídos

10 calibres para la nueva temporada
R. González Villarroel (197435 lecturas)

Los otros calibres que no son del 12
Pedro A. Suárez (154491 lecturas)

Diez razas de perros para disfrutar de la temporada
E. B. y J. A. C. (149396 lecturas)

Antes de salir de caza: ¿su escopeta le queda bien?
Gonzalo Gómez Escudero (112128 lecturas)

Rifles para caza mayor, pero... ¿Cuánta precisión se necesita?
Pedro A. Suárez (104286 lecturas)