El compak sporting, para entrenar el tiro de caza

Junto a los recorridos de caza, el Compak Sporting es una auténtica escuela de caza para todos aquellos cazadores que deseéis entrenar vuestra técnica de tiro de caza durante los meses de veda.

Gonzalo Gómez Escudero | 04/06/2009

24835 lecturas

El Compak, como normalmente se conoce a esta nueva y divertida modalidad de tiro con escopeta, lleva relativamente pocos años practicándose. Es una modalidad de tiro que surge ante las dificultades para los clubs u organizadores de tiradas de recorridos de caza, para desarrollar campos de esta disciplina por las exigencias del número de metros cuadrados que esta modalidad necesita, que en general son muchos.

Con el Compak basta con disponer de una cancha de tiro al plato o una de pichón

Sin embargo, con el Compak basta con disponer de una cancha de tiro al plato o una de pichón para poder adaptar perfectamente una instalación de esta modalidad de tiro, inclusive si el terreno no es llano.

Por ello, poder contar con chanchas de Compak en la mayoría de los campos de tiro ya existentes es algo fácil y sencillo, ya que sólo se necesitará una pequeña inversión económica y despertar la imaginación del diseñador para acoplarla a cualquier cancha de tiro ya existente.

Las normas de cómo practicar esta modalidad son muy sencillas y permisivas para todos aquellos cazadores que por primera vez se deciden a pasarse por una cancha de Compak e intentan hacer sus pinitos en esta modalidad que seguro desde el primer día les va a resultar fácil y familiar con la forma habitual de practicar sus tiros de caza.

En resumidas cuentas, podríamos decir que el Compak se trata de una modalidad de tiro para escopeta que trata de imitar las trayectorias de los animales de caza a las que el tirador dispara desde unos puestos de tiro situados en línea protegidos por una armadura metálica o plástica. La distancia de tiro oscila entre los 20 y 40 metros aproximadamente. Y cada tirador tendrá la oportunidad de disparar sobre platos dobles o sencillos, empleando uno o dos cartuchos para poder romperlos.

 

Para la modalidad del Compak se utilizan como puestos de tiro una especie de jaulas metálicas o de madera, que delimitarán la posición de los tiradores durante el tiempo que dure una tirada de 25 platos cada tirador. Estas jaulas están situadas de forma alineada, y son cinco, tienen como cometido el impedir que cualquier tirador se pueda volver con su escopeta apuntando hacia otros tiradores con el consiguiente peligro que eso puede crear, máxime a la poca distancia que se encuentra un puesto del otro, la cual oscila entre 2,5 y 3 metros. En cada caseta o planchet de tiro se encuentra situada una tablilla indicando con unas letras que corresponden con las máquinas situadas en el campo, la máquina que va a lanzar el plato sobre el que el tirador debe disparar cuando llegue su turno.

El Compak es una modalidad un tanto más permisiva y preparada para aquellos cazadores que se deciden por empezar a practicar el tiro al plato en aquellas modalidades que tienen cierta semejanza con el tiro de caza, ya que es mucho más flexible el reglamento permitiendo al tirador ciertas ventajas como la que vemos en esta foto, dejando al tirador que pueda pedir el plato con la escopeta ya colocada sobre su cara, para poder ganar algo más de tiempo. Hay muchos tiradores de foso que siempre tiran encarados, que se han pasado a esta modalidad precisamente por el motivo que os he comentado. En esta foto podéis además observar lo variopinto que puede ser una cancha de Compak en este caso situada sobre una edificación a gran altura para efectuar los tiros hacia abajo, como cuando se nos descuelgan las perdices tras una asomada.

Las máquinas lanzaplatos suelen ser automáticas y son accionadas por control remoto con unos simples mandos electrónicos, y la ubicación de ésta es libre para quien diseñe el campo, ya que pueden estar situadas simplemente sobre el suelo, en una loma, en un agujero en el suelo o sobre una estructura de madera que armonice con el entorno, como podemos ver en esta foto en las magníficas instalaciones de Sotes en La Rioja, donde tuvimos la suerte de poder participar hace unos años en un Campeonato de España.

El tirador que lo desee puede tirar con guardia baja; son muchos los que lo hacen por dos argumentos: primero porque es la forma natural de tirar a la caza, no sería lógico ir caminando por el campo todo el rato con la escopeta en la cara hasta que aparezca una pieza ante sus ojos. Y en segundo lugar porque la mayoría de los cazadores que practican el Compak son tiradores de Recorrido de Caza, donde sí es obligatorio pedir el plato sin encararse la escopeta, en postura de espera.

En el Compak, en general, los platos describen unas trayectorias en el aire más cercanas que en los recorridos. Existen delante de los puestos unas banderas que delimitan un cuadrado de 40 por 20 metros por el cual en algún momento el plato sobre el que dispara el tirador debe de sobrevolar. La variedad de platos es igual que en los recorridos, es decir, que se emplean platos de diferentes diseños para emular el vuelo de las diferentes especies cinegéticas, incluido el conejo y la liebre.

Desde hace ya algunos años la federación internacional aprobó la norma de que para el tiro del Compak sólo se podían utilizar cartuchos de 28 gr. de perdigón; esta norma, bajo mi punto de vista, fue bastante desafortunada, ya que si el compak trata de ser una modalidad puente entre la caza y el plato, creo que poder brindar al cazador la oportunidad de tirar con los cartuchos y gramaje que él quiera, siempre le proporcionará una cierta confianza a probar algo nuevo, máxime con lo supersticiosos y maniáticos con la cartuchería que son una gran cantidad de cazadores en este país. Además, esta norma entre otras cosas se aprobó para crear más diferencias entre los puestos de cabeza, cosa que ha resultado inútil ya que los porcentajes no han experimentado ningún cambio a menos sino a más, en número de platos rotos en las competiciones oficiales.

Esta modalidad deportiva también brinda al tirador la posibilidad de poder practicar el tiro del doblete, ya que en ciertas ocasiones según esté diseñado el campo, los platos podrán ser sencillos y dobles y dentro de los dobles podrán ser lanzados de forma simultánea, al tiro o en ráfaga, tal cual ocurre en los Recorridos de Caza.

Para practicar el Compak en un principio se puede utilizar cualquier tipo de escopeta, es más, yo recomendaría a todos aquellos que empecéis de nuevo, que lo hagáis con la misma que cacéis bien sea paralela, superpuesta o semiautomática ya que será con la que os encontraréis más a gusto. Más adelante, si la modalidad os engancha, lo más lógico sería adquirir una superpuesta de las denominadas Sporting, ya que este tipo de escopeta brinda una serie de ventajas al tirador como por ejemplo disponer de selector de tiro, dos boquillas o chokes diferentes y un equilibrio del arma que permita doblar el tiro con gran rapidez y estabilidad del arma.

El Compak es una gran escuela de tiro ya que permite al tirador poder hacer pruebas sobre un mismo plato hasta que logre dominarlo. En mi escuela de tiro es una modalidad que utilizamos muy a menudo para poder corregir los defectos que cometen los cazadores en sus tiros de caza.

Lo que sí es obligatorio para la práctica del Compak, corno ocurre en los recorridos y espero que muy pronto también en la caza, es el uso de gafas y cascos protectores para proteger nuestra vista y nuestro oído. La protección auditiva es algo fundamental si no queremos quedarnos sordos por la conocida enfermedad del tirador llamada hipoacusia.Y la protección óptica en este caso no es para protegernos de alguna perdigonada de otro tirador, que también ha ocurrido en algún caso cuando los campos no están bien situados, sino por evitar que algún trozo de plato roto, sobre todo en los lanzamientos dobles, pudiera impactar sobre nuestro globo ocular produciéndonos un auténtico traumatismo, de gran gravedad en algún caso.

Os recordamos que todos aquellos que deseéis formulamos vuestras dudas o preguntas, o asistir a nuestra escuela podéis hacerlo dirigiéndoos a:

ESCUELA DE TIRO
Gonzalo Gómez
Teléfono: 609002992.

Gonzalo Gómez Escudero

 

Leer más
Top 5 artículos más leídos

10 calibres para la nueva temporada
R. González Villarroel (197227 lecturas)

Los otros calibres que no son del 12
Pedro A. Suárez (154090 lecturas)

Diez razas de perros para disfrutar de la temporada
E. B. y J. A. C. (149137 lecturas)

Antes de salir de caza: ¿su escopeta le queda bien?
Gonzalo Gómez Escudero (111970 lecturas)

Rifles para caza mayor, pero... ¿Cuánta precisión se necesita?
Pedro A. Suárez (104249 lecturas)

En el número de noviembre:

  • ¿Qué pasará con la llegada de las aves migratorias?
  • Harris frente a azores para la caza de conejos
  • A los zorzales… sin olvidarnos de las perdices
  • Montear con tanto calor, un peligro para las rehalas