Repoblación y anillamiento

M.A. Arnau - J. Coronado

 

Acabada la temporada de caza, es el momento de analizarla y pensar qué medidas son necesarias para volver a disponer de animales en la próxima campaña. Una actuación habitual son las repoblaciones. ¿Cómo debemos reforzar nuestro coto con perdices para que el año que viene tengamos algún animal en el campo?

Esta reflexión no es sólo para los gestores de los cotos —que deben hacerlo obligatoriamente—, sino para los cazadores en general, porque también aportan su cuota económica —dinero— y contribuyen con sus ideas a la gestión del acotado —cuando los directivos recogen sus sugerencias—. Como muchos cazadores no se preocupan de estos temas, después no pueden pensar en exigir resultados satisfactorios a sus jornadas de caza —véase lo que sucede con los campeonatos de caza menor donde la granja recién soltada desmerece de los fines de la prueba y hace campeones al azar—.

Si partimos de la base que debemos repoblar, porque en nuestro caso como en muchos otros, el no hacerlo supondría la eliminación total de las perdices —cuestión que no es cierta— o una sobrepresión excesiva sobre las pequeñas poblaciones existentes —cuestión que tampoco es cierta, porque las repoblaciones hacen que las exiguas poblaciones silvestres deban soportar mayor presión de caza que la que pueden tolerar de forma sostenible—.

¿Nos interesa creernos las patrañas de los corruptos y callar ante el robo del patrimonio de nuestra sociedad, sólo porque es la postura mas cómoda?

Si estuviéramos en un coto con perdices autóctonas —del país— sólo le tendríamos que ayudar con mejoras en el hábitat, control de predadores y regulación de la presión de caza. Este no es el caso de la mayoría y por tanto lo debemos descartar. Si, puestos en antecedentes, nos volvemos a preguntar ¿es necesario repoblar? Si contestamos afirmativamente, ¿es necesario anillar?

Desgraciadamente no todas las sociedades de cazadores lo hacen, tampoco consultan a técnicos cualificados y además se ponen en manos de comerciales, con el fin de cobrar o repartir comisiones. Sí, comisiones tan corruptas como las de las de la recalificación de los suelos rústicos en urbanos. Si defendemos la caza natural y las sociedades de cazadores populares, ¿qué nos interesa? Desde luego lo que más nos importa es saber qué calidad tienen las perdices que nos están entregando. Si son buenas o malas. ¿Son útiles para repoblar? —saben adaptarse y sobrevivir en el campo—, ¿cuántas han llegado bien a la temporada de caza? y por tanto, ¿cuántas se han perdido en el camino? Por muy diversos motivos, ¿por qué desaparecen esas perdices de granja?

Si realmente queremos saber los resultados, debemos anillar y controlar lo que hay anillado entre lo cazado. Entendemos que esto es una premisa importante para poder responder acertadamente a alguna de nuestras preguntas anteriores. Está claro que el directivo corrupto y comisionista tiene muchas contestaciones determinadas a priori por sus intereses económicos. Pero no vamos a ser tan tontos como para dejarnos engañar. Las mentiras sistemáticas y masivas no pueden embaucar toda nuestra vida de cazadores. ¿Nos interesa creernos las patrañas de los corruptos y callar ante el robo del patrimonio de nuestra sociedad, sólo porque es la postura mas cómoda?

¿Qué perdemos si anillamos todas las perdices con las que vamos a repoblar? Desde luego anillar a las perdices es un esfuerzo no demasiado costoso y asumible por los cazadores preocupados por su caza natural. Por el contrario, con las perdices de repoblación anilladas vamos a tener al comercial y al suministrador de perdices con conocimiento de que vamos a ser capaces de evaluar los resultados de la repoblación. Por eso él conoce que nos debe facilitar perdices de la mejor calidad posible, aptas para la repoblación.

¿De qué tenemos que tener miedo? ¿Cobramos nosotros esas comisiones? No tenemos nada que ocultar. También suponemos que igual les sucede a nuestros proveedores, siempre y cuando estos cumplan con las normas de calidad pertinentes. El precio es el baremo que interviene en la operación comercial. No tienen las mismas garantías los animales baratos que aquellos seleccionados por la excelencia de su cría.

Los socios y cazadores deben colaborar y participar activamente en el estudio. Si no están sensibilizados y concienciados con el problema, no estarán por esta labor de recoger las muestras biológicas.

¿Cuándo y cómo debemos de anillar? Si queremos realizar varias sueltas de perdices en distintas etapas, por ejemplo en febrero, julio y septiembre, es bueno identificar las perdices con anillas de diferente color para cada una de estas sueltas. De esa forma podremos evaluar el resultado de cada una de ellas. Con adecuada sensibilización de los cazadores de nuestra sociedad, podemos introducir concienciación sobre la necesidad de tomar muestras biológicas de las perdices capturadas —sobres-ficha—. Si un pequeño equipo de cazadores se ocupa del seguimiento de la caza y posterior recogida de muestras —esto se puede hacer con controles de caza—, conseguiremos reunir suficiente número de muestras de los animales abatidos. Con ellas se extraen datos objetivos. Se pueden analizar los resultados si se valora que es silvestre —nacido en el campo— y de repoblación —nacido en la granja—. Estamos en realidad respondiendo a las preguntas anteriores y obteniendo respuestas sobre las mejores actuaciones de gestión para nuestro coto —nuestro dinero— y, ¿por qué no decirlo?, también para seleccionar acertadamente a nuestros proveedores de perdices. Si los resultados han sido buenos tendrá sentido ser clientes fieles. En caso contrario, cuando los resultados nos informan de los bajos rendimientos y de las anomalías, tenemos datos e información fidedigna, útil para proceder en consecuencia.

Esto son técnicas necesarias en la gestión de nuestros cotos. Las sociedades pueden crear grupos de trabajo para alcanzar los distintos objetivos. Los socios y cazadores deben colaborar y participar activamente en el estudio. Si no están sensibilizados y concienciados con el problema, no estarán por esta labor de recoger las muestras biológicas. Entonces, los resultados no serán suficientemente robustos para informarnos sin error. Esta herramienta de gestión que consiste en el anillamiento y recogida de muestras biológicas, control de las capturas y posterior estudio técnico, hace que sin lugar a dudas mejoren notablemente las decisiones sobre la gestión del coto y por ello que los resultados de nuestra caza sean satisfactorios.

Debemos editar sobres-ficha para recoger las muestras biológicas. Insistir que tras la captura de la perdiz hay que cortar un ala y las dos patas por donde se indica en el sobre, anotando la fecha, la zona de captura, el nombre del cazador y color de anilla en su caso —es conveniente no quitar la anilla de la pata, porque falsearíamos los datos—. Posteriormente pueden ser valorados los resultados, mucho mejor si el análisis lo hace un buen técnico. Con ello dispondremos de información relevante para decidir cuales son las actuaciones de gestión más oportunas en el coto, sin el sesgo de las comisiones corruptas. Agradecemos de antemano la colaboración de todos los cazadores colaboradores en el control de capturas, esto hace la caza más digna y racional. Sin cazadores comprometidos con la gestión nada de todo esto sería posible.

 

Miguel Ángel Arnau
Juan Coronado

 

Comentarios (3)

Sólo Usuarios Registrados
Insertar Comentario

Usa un tono respetuoso y procura que tus comentarios sean relevantes y relacionados con el artículo. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Los comentarios inapropiados o en tono ofensivo podrán ser editados o eliminados.

Repoblaciones
PEPEJUAN
18/12/2006 21:03:51
Estimado articulista, cuando uno parte de la premisa de que la mayoría de cotos están sobreexplotados y que irremediablemente hay que repoblar, creo que se esta malinformando a la gente. Yo creo que con las poblaciones de perdices autóctonas, aunque exiguas, se pueden conseguir buenos resultados en las sociedades de cazadores.Es cuestión de mejorar el habitat en consonancia con los agricultores y racionalizar la caza, al mismo tiempo educar al cazador ( que no es facíl).

Les voy a poner un ejemplo práctico de esto último. Yo cazo en una sociedad de Cazadores en la cual el 90 % de las perdices que se abaten son silvestres. No obstante, la misma, tiene la mala costumbre de repoblar con perdices de granja en el mes siguiente al cierre de la caza.Estas se anillan todos los años, las que se abaten anilladas representan un mínimo del 3%, y voy a sembrar la duda de que alguna llegue al período de reproducción y consiga completar 7 % restante de las perdices capturadas.
Los años que más perdices se ven, son los que las primaveras son lluviosas, y las lluvias se intercalan cada diez o quince días, sin llegar a ser copiosas.Y posteriormente que llueva en Agosto, evidentemente sin pedrisco.
¿ Por qué digo esto último ?, He observado que los años que llueve en Agosto, (las perdices cambian la pluma desde Agosto hasta mitad de Octubre aproximadamente, depende de zonas), y hay disponibilidad de Tallos verdes, aportan una gran cantidad de vitaminas y proteinas que hacen que las perdices del año crezcan y haya menos perdidas en los bandos por debilida o inanición, amen que estan más fuertes antes los depredadores naturales.

Sí a lo anterior, añadimos que retrasamos la apertura de la caza a Noviembre, donde las hojas de las víñas han caido 50 % y las perdices tienen más defensa, y también implica la reducción de jornadas de caza. Al llegar Enero quedan en el campo las suficientes perdices para repoblar el coto el año siguiente.


repoblaciones
antonia
19/12/2006 21:38:37
mi mas sincera enhorabuena al comentario de pepejuan sobre el articulo de repoblaciones y anillas, se nota que pisa mucho monte, en cuanto a los señores responsables del articulo,es de agradecer su escrito como el de todo aquel que se calienta la cabeza por la caza,lo de las anillas deberia estar obligado por ley desde hace tiempo, y en cuanto a repoblaciones mas o menos rojas despues de 30 años de su desgraciada "invencion" y puesta en practica en los mas diversos lugares ya tenemos visto sobradamente a la situacion desastrosa a la que hemos llevado a nuestra autentica reina . muchas gracias - www apegaperdiguers.com
repoblaciones de perdiz
don rafael
01/01/2008 22:32:36
extimados compañeros quiero mostrar mi apoyo a este articulo ya que yo cazo en una sociedad donde la reina se ha convertido en olivo con todo el campo envenenado sin ni tan siquiera un solo matojo y cuanto menos cazamos menos perdices tenemos.
la repoblacion da vida alcampo y si es cierto que algunas perdices crian porque yo he visto perdices anilladas con su banda de pollos.

 

Leer más

Navegación
Ir al índice
Artículo siguiente: Diez razas de perros para disfrutar de la temporada | E. B. y J. A. C.
Artículo anterior: Una trayectoria ejemplar | José Luis Garrido
Artículos relacionados con 'Gestión'
Sobre Gestión y Repoblaciones | Kodiak
La frase que siempre se repite | Rayón
Jabalíes, Federación y una propuesta | Kodiak
Perdices anilladas | José Luis Garrido
Pobre "gatito" | Rayón
A vueltas con las perdices, nos faltan técnicos... Prácticos | Kodiak
La reforma del PAC y la caza | Eli
El jabalí, sin padrinos | José Luis Garrido
Una especie descabezada | Rayón
Las "escuelas de ladrillo" | Kodiak
Los malditos cupos | Bécassier
Manolito, el Lute y las escuelas de ladrillo | Kodiak
La Caza en el Parque del Teide | Teide
Sueltas duras y blandas | Jesús Nadal
Lo que tendríamos que hacer para mejorar los cotos | Jesús Nadal
¿Sabemos de Caza? | Kodiak
Estrategias para mejorar la gestión de la caza menor | Jesús Nadal
El corzo en Catalunya. Temporada 03/04 | Antoni Quer - Josep Mir
Especialistas en Control de Predadores | José Luis Garrido
¿Qué es el Instituto de Investigación en Recursos Cinegéticos? | Equipo IREC
Los movimientos de la Codorniz | Equipo UdL-UB
Las razones de edad de las codornices al final del verano | Equipo UdL-UB
Los G.I.C., ¿Solución a la gestión del jabalí? | Kodiak
Reforzamientos con sueltas blandas | Jesús Nadal
El futuro de la Perdiz Roja | Jesús Nadal
Fracaso reproductor | Jesús Nadal
Desarrollo rural, agrosistemas y caza menor | Jesús Nadal
Repoblar conejos sin vacunar | José Ignacio Ñudi
Resultados del Programa FEDENCA de anillamiento de codornices | Equipo UdL-UB
Anillas de esperanza y compromiso para conocer mejor a la codorniz | Leonardo de la Fuente
El Isard, o lo que queda de él | Jordi Fabà
El milagro de Melonares | José Ignacio Ñudi
Diagnóstico de la población de codorniz | Equipo UdL-UB
Gestión de pastos para la caza menor | Alfonso S. Miguel y Jaime Muñoz
Sierra Nevada y Sierra de Gádor: Ex-Paraíso de la Cabra Montés | Juan Ignacio Gázquez
Especies introducidas de caza mayor | Jorge Cassinello
¿Son compatibles las esperas con las monterías cochineras? | Santiago Segovia
Claves de las repoblaciones de perdiz roja en verano y otoño | J. A. Pérez Garrido
Celo y algo más | Patricio Mateos-Quesada
Híbridos: Detección de la introgresión genética en especies autóctonas de animales salvajes | Javier Cañón
Tiempo de gestionar | Patricio Mateos-Quesada
La berrea | J. Pérez y L. Castillo
De mal en mejor | Sebastián Torres
Octubre corcero | Patricio Mateos-Quesada
Conductas poblacionales | Patricio Mateos-Quesada
Época de diferencias | Patricio Mateos-Quesada
Combates y holganza | Patricio Mateos-Quesada
Poblaciones de liebres, su problemática y gestión | J. Palacios, M. Rodríguez y T. Yanes
Problemática de la perdiz roja | José Antonio Pérez, Carlos Díez y Daniel Bartolomé
Divergencias norte-sur | Patricio Mateos-Quesada
El sacudir del invierno | Patricio Mateos-Quesada
Gestionar conejos | Comité Científico de WAVES
Causas y soluciones para las enfermedades emergentes | C. Gortázar, M. Boadella y J. Vicente
Resurgen los machos | Patricio Mateos-Quesada
El inicio del ciclo vital | Patricio Mateos-Quesada
El control de predadores como herramienta de gestión | Comité Científico de WAVES
Las pautas de gestión de un buen guarda | Samuel Morillo
Tras los pasos del duende | Patricio Mateos-Quesada
El descaste del conejo | Comité Científico de WAVES
Muflones: Cómo lograr una repoblación exitosa | Fernando Benito
La codorniz en España | Jesús Nadal
La supervivencia de los mejores | Patricio Mateos-Quesada
La salvación de la bellota | Patricio Mateos-Quesada
Cabos sueltos | Grupo Vigilancia y Gestión
El apogeo del celo | Patricio Mateos-Quesada
La deriva de los sexos | Patricio Mateos-Quesada
Escasez y abundancia al tiempo | Patricio Mateos-Quesada
Recomendaciones para un cazador en época de veda | José Luis del Monte
Réquiem por las liebres: culpable, la Administración | Miguel Ángel Romero
Partos y trofeos, por separado | Patricio Mateos-Quesada
Aumentar densidades | Patricio Mateos-Quesada
El renuevo poblacional | Patricio Mateos-Quesada
El despertar de abril | Patricio Mateos-Quesada
¿Cómo censar al corzo? | Patricio Mateos-Quesada
Más conejos sin sueltas ni vacunas | Departamento de Zoología Universidad de Córdoba
Examen de supervivencia | Patricio Mateos-Quesada
Luces y sombras | Pedro Fernández-Llario
Cómo controlar con efectividad los depredadores | Miguel Ángel Romero
Primero ver, comprobar y luego contratar | Cristóbal De Gregorio
Se establece el control para el cañar y la tórtola turca en Valencia | Víctor Mascarell
La importancia del SIGPAC en la caza | Pablo R. Pinilla
Cómo afecta la maquinaria agrícola en los procesos de reproducción y cría | Jesús Llorente
Primeros datos de la temporada de becada | C.C.B. - Fedenca
Cervus elaphus: distribución, hábitat y densidad | Antonio Díaz de los Reyes
Las Ensanchas: la cuna de la patirroja | Leopoldo del Valle
La gestión sostenible de la becada | Carlos Irujo
El collarum, el más eficaz y selectivo | Francisco Aranda y otros
La pérdida de biodiversidad, la agricultura y la actividad cinegética | Jesús Llorente
Una buena herramienta de gestión | Manuel Romero
Asociación de Tramperos de España | Albert Roura
¡Nos vamos de caza de conejos con hurón! | Miguel Ángel Romero
Expertos en especies | Víctor Mascarell
Una apuesta de futuro: La caza social como elemento dinamizador del medio rural | Jaime Veiga Fontán
Apoyo a la FOP en la mejora del hábitat osero en Asturias | FOP
Vacuna recombinante | Antonio Mata
La certificación de la calidad cinegética | CRCP
Caza sostenible: ¿cupos sí? ¿cupos no? | José Luis Garrido
Ojeos bien organizados a los conejos | Miguel F. Soler
El polimórfico trofeo del macho montés | Antonio Díaz de los Reyes
El MARM se columpia una vez más | Juan Miguel Sánchez Roig
Sembrar para recoger | Alberto Covarsi Guijarro
Dos años de divulgación del conocimiento científico | Jerónimo Torres y Juan Carranza
Fototrampeo de especies cinegéticas | Secretaría Técnica de Ciencia y Caza
Directrices para la gestión sostenible de la caza en Europa | CRCP
La carne de caza | Secretaría Técnica de Ciencia y Caza
Cálculo de sostenibilidad de la perdiz roja | José Miguel Montoya Oliver
Indicadores de alerta en la perdiz | José Miguel Montoya Oliver
Proyecto Roding | Club de Cazadores de Becada - CCB
Censos de gestión y censos de ordenación en la perdiz | José Miguel Montoya Oliver
Censos de cazadores en la gestión de la perdiz | José Miguel Montoya Oliver
Momento de controlar la abundancia de depredadores | Jesús Llorente
¿Están sensiblizados los agricultores con el medio y la caza? | José Lafuente
¿Quién se atreve a cortar la melena al león? | José Lafuente
Cálculo de los censos de ordenación de la perdiz | José Miguel Montoya Oliver
La marginalización de la perdiz | José Miguel Montoya Oliver
PAC, naturaleza y caza | Jesús Nadal
Trofeos de caza sin problemas en las aduanas | Fernando Terán
Conejos y liebres, siempre un problema | Miguel Ángel Romero
«Cosas ciertas» en los derechos del cazador y en la caza de la perdiz | José Miguel Montoya Oliver
Propuesta de Criterios e Indicadores de Calidad Cinegética | María Luisa Mesón García
Malos tiempos. ¿Qué es cazar? | Antonio Díaz de los Reyes
Capacidad de carga. ¿Cuántos animales en un coto? | José Miguel Montoya Oliver
La licencia única de caza (LUC) empieza a ser una realidad | UNITEGA
Los daños colaterales del jabalí | UNITEGA
Los animales en el monte | José Miguel Montoya Oliver
La paridera en cérvidos | CRCP
El análisis social en la ordenación cinegética | José Miguel Montoya Oliver
La caza social | UNAC
Jabalí, torcaz y bellota | José Miguel Montoya Oliver
El veneno en nuestros campos | Federación de Caza de Castilla y León
¿Se extingue la perdiz? | José Miguel Montoya Oliver
El veneno en nuestros campos (II) | Federación de Caza de Castilla y León
¿Es la caza un recurso natural renovable? | José Miguel Montoya Oliver
El declive de la perdiz roja (I) | José Luis Garrido
Conflictos de riesgos y daños cinegéticos | José Miguel Montoya Oliver
El declive de la perdiz roja (II) | José Luis Garrido
El declive de la perdiz roja (y III) | José Luis Garrido
Proteger la biodiversidad, complejo y caro | Jesús Llorente
Las perdices rojas autóctonas, en picado… | Miguel Ángel Romero
La codorniz y sus expectativas para esta temporada | José Luis Garrido
Sobre las homologaciones: Su actual inutilidad y sus injusticias | Antonio Díaz de los Reyes
Sectaria discriminación en la homologación de trofeos | Antonio Díaz de los Reyes
Proteger la biodiversidad, complejo y caro | Jesús Llorente
La inevitable moratoria de las tórtolas | Enrique Benjumeda
La gestión del ciervo en Navarra | Adecana
El «síndrome del Sus» | Pedro Crespo Bernal
Alternativas para el control de plagas de topillos (I) | José Luis Garrido
Alternativas para el control de plagas de topillos (y II) | José Luis Garrido
Nueva enfermedad hemorrágica del conejo | José Luis Garrido
Necesidad de control de córvidos | José Luis Garrido
El gusano del corzo puede frenar su progreso | José Luis Garrido
La importancia de la formación en la actividad cinegética | Iván Poblador Cabañero
El peligro de las semillas blindadas para las perdices | IREC
La tórtola sigue en crisis | José Luis Garrido
El impacto de la recolección del cereal y la paja en la fauna | Adecana
¿Deberíamos cazar el conejo de monte como gallegos? | Asociación SOS Coello de Monte de Galicia
Dificultades de la fauna avícola asociada a medios agrícolas | José Luis Garrido
Artículos relacionados con 'Perdiz'
Perdices anilladas | José Luis Garrido
A vueltas con las perdices, nos faltan técnicos... Prácticos | Kodiak
La reforma del PAC y la caza | Eli
Sueltas duras y blandas | Jesús Nadal
El reclamo y los pollitos de perdiz | Manuel Romero
Cuando canta la perdiz… | Manuel Romero
Reforzamientos con sueltas blandas | Jesús Nadal
El futuro de la Perdiz Roja | Jesús Nadal
Fracaso reproductor | Jesús Nadal
«Aficionados» y AFICIONADOS al reclamo | Manuel Romero
Cómo aprender de los perdiceros veteranos | Miguel F. Soler
Maullidos… suspiros… bostezos… | Manuel Romero
Defender nuestro derecho a cazar | Miguel A. Díaz García
Vicios y resabios del reclamo | Damián Fermín Vaquero
Claves de las repoblaciones de perdiz roja en verano y otoño | J. A. Pérez Garrido
Cómo cazar 5 perdices con 25 cartuchos | Miguel F. Soler
¿Dónde se han metido las perdices? | Miguel F. Soler
Los diferentes cantos del reclamo (VI) | José F. Titos Alfaro
Adecuando escenarios | José Antonio Berruezo Segura
Perdices y perdiceros de alto rendimiento | Miguel F. Soler
¡Comienza la temporada de caza! | Miguel A. Díaz García
Primeros resultados del ‘Proyecto Semillas’ | IREC
La continuidad de la especie | Rafael Barrachina
Informe de las perdices de Daroca | Jesús Nadal
«Cosas ciertas» en los derechos del cazador y en la caza de la perdiz | José Miguel Montoya Oliver
 

Avisos legales | redacción@club-caza.com
© club-caza.com 2002/2010
Desarrollo: niwala.com

CDC