La utilización de reclamos vivos para la caza

Joaquim Vidal

 

Es realmente una pasión por las aves lo que sienten las personas que utilizan reclamos vivos para atraer a sus congéneres. Con los reclamos vivos no se consiguen grandes perchas, pero sí los suficientes especímenes como para apagar la afición, a la vez que compensa el mantener durante todo el año unos animales que llegan a formar parte de tu vida, como un perro o un gato, ya que los cuidas casi a diario.

Los cazadores que utilizan animales vivos para la caza tienen otra sensibilidad hacia los mismos, puesto que incluso llegan a ponerle nombre a cada uno de ellos, y hay que ver de qué manera conocen a sus dueños.

Que nadie piense que sólo tienes que poner un pájaro y ya te vas a hinchar de tirar tiros. Los cazadores expertos saben que no hay que quemar un buen comedero o paso, y nunca tirar al dormidero. Yo personalmente empleo tres o cuatro horas al día en la caza con cimbel, alternando los distintos sitios que utilizo y los puestos de paso sólo de mañana y hasta el 15 de Noviembre. Con esta medida no agoto ni escarmiento a los animales. Tomo el cupo que yo me he impuesto, las piezas que voy a consumir, y hasta otro día. Así toda la temporada desde hace treinta años. Luego cazo un rato a la perdiz o al conejo, o al zorzal, o a la becada, o visito a las acuáticas, según la climatología.

Los cazadores que utilizan animales vivos para la caza tienen otra sensibilidad hacia los mismos, puesto que incluso llegan a ponerle nombre a cada uno de ellos, y hay que ver de qué manera conocen a sus dueños. Llevo cazando con reclamo toda mi vida, tanto bucales como con señuelos vivos. Me llena, me apasiona, y encuentro un placer en el manejo de los animales vivos. Siento la necesidad de cogerlos, de tocarlos. Es la caza del engaño, de la astucia, del estudio, de la observación, de la ocultación, del mimetismo, la paciencia, de los enfados —cuando el reclamo cumple y tú fallas el tiro o el animal que viene al engaño te descubre—. En ocasiones no ves ni oyes al ave que viene al reclamo, y es el señuelo el que te avisa —ahora estoy pensando en la caza nocturna de patos en luna llena—. Sencillamente, es muy emocionante.

No todos los reclamos sirven por un igual. Los hay muy fieles y seguros, otros no tanto, por lo que una vez probados se suelen dejar en libertad, puesto que pueden provocar un efecto contrario al deseado. Siempre he tenido en casa pájaros principalmente fringílidos, perdices, zorzales y mirlos. No me han gustado nunca los canarios ni los pájaros tropicales. Heredé esta pasión por los pájaros gracias a mi abuelo, buena persona y gran cazador de menor, allá por las tierras del Maestrazgo (Castellón). Que aunque no sabía ni leer ni escribir —y lo digo con orgullo— tenía matricula de honor en gestión y aprovechamiento de la naturaleza. Me enseñó todas las artes de aquel tiempo, hoy prohibidas por ley, pero me he quedado con las que te ofrecen una captura y suelta sin ocasionar ningún problema al animal. También me enseñó todas las técnicas de atracción, así como diversos reclamos-canto para atraer a los animales. Con los años he ido perfeccionando los sonidos y actualmente imito más de veinte reclamos diferentes, con la boca, sin necesidad de ningún tipo de artilugio. Es sencillo, solo se necesita oído, afición, voluntad y muchas horas de práctica.

Los cimbeles que comúnmente utilizo son la paloma, el zorzal, el ánade, fringílidos y la urraca. La perdiz sólo como filmación o, sencillamente, la observación del comportamiento animal. También la chilla para el zorro es apasionante. Cuando tienes a tu cargo un buen reclamo lo cuidas como oro en paño, como si del mejor perro de caza se tratase, con una alimentación esmerada, casi de capricho —tengo dos urracas a las que les gusta mucho el jamón de York, por aquello de que necesitan proteína—, y cuando lo pierdes lo pasas mal. Si no que se lo digan a los pajariteros y cuquilleros, ese perdigacho, subido con paciencia desde pollito, al que se le ha alimentado de mil maneras, consiguiendo insectos cuando no hay o vegetales parando aquí y allí, junto a la carretera o camino, porque en el campo el herbicida ha actuado y está arrasado de vegetales.

La caza a la espera o aguardo, en la modalidad que sea, te ofrece un abanico de diferentes posibilidades de observación. Así, contemplas la diferente fauna viva que pasa a tu alrededor, como mamíferos, aves e insectos. La climatología es cambiante, las nubes, el cielo, el viento, y se suceden lances inesperados y a veces muy sorprendentes. Los más frecuentes, cuando cazas palomas con cimbel. En mis treinta años empleando este tipo de caza que me han visitado, creo, todo tipo de rapaces. Y es verdaderamente un espectáculo cuando el azor o el halcón te hacen un barrido al cimbel. De que manera queda sorprendido el animal predador cuando observa que su presa no sale disparada para cogerla en vuelo. En una ocasión estaba filmando el canto de la perdiz macho, y por el rabillo del ojo vi como se acercaba don «Maese el zorro». Pero el puñetero creo que me venteó, y a escasos metros del reclamo salió raudo y sigiloso por donde había venido. Cazando patos en el Delta del Ebro, en varias ocasiones se han tirado los patos entre los cimbeles o a escasos metros de mí, sin darme la oportunidad de coger la escopeta o disparar. Pero el lance igual vale la pena y te queda en la memoria para siempre. Cuando cazas urracas, por ejemplo conseguirás en una zona tres o cuatro, del grupo matriarcal que lo formen, pero al rato tienes que irte a la otra punta del coto porque hasta pasados varios días, o un mes, no pillarás ninguna. Vienen pero saben guardar las distancias del plomeo, ¡no son nadie!

Hay muchos trucos para cazar con señuelos vivos, cada pájaro tiene los suyos, pero no son fáciles de enumerar, por lo que cada cazador los descubre poco a poco con el tiempo y se los guarda para sí. Es lógico. Es el fruto del esfuerzo, de la observación y de la tenacidad en el estudio. Y ya se sabe: «cada maestrillo tiene su librillo», por lo que no lo soplará porque sí.

 

Joaquim Vidal

 

Comentarios (9)

Sólo Usuarios Registrados
Insertar Comentario

Usa un tono respetuoso y procura que tus comentarios sean relevantes y relacionados con el artículo. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Los comentarios inapropiados o en tono ofensivo podrán ser editados o eliminados.

caza con cimbel.
matador
03/05/2006 9:42:40
Hola soy un cazador joven de la provincia de ciudad real y me gustaria saber si se puede cazar la paloma bravia o casera con palomas vivas y no digo con cimbel sino solo con palomas atadas claro, por una cuerda y sujetas al suelo. Debido a la gran densidad de estas aves y al daño ocasionado en los cultivos, ver si tambien se pueden entablillar que es como denominamos el hecho de ponerlas muertas en posicion de pie. Gracias.
La caza con reclamos vivos
"Grivettes"
15/05/2006 22:44:12
Hola matadador, no hay problema con cazar ayudandote de unos reclamos vivos. La ley de caza autoriza este método siempre i cuando no se mutile, cegue ni cause ningun daño a las aves que se utilicen no faltandoles en ningún momento ni agua ni comida, y teniendo cuidado de ellas. !Ojo no utilizar nunca una especie protegida.¡No obstante antes de emplear este ancestral método de caza leete la orden de vedas de tu autonomía, donde tendría que estar expresamente escrito su prohibición. El mejor reclamo para la paloma es la bravía, al ser mas dócil y se acostumbra antes a posarse en el balancin. También con una torcaz subida de pollo, da buen resultado, pero claro es más sacrificado. Lo de entablillar las aves una vez muertas es un método muy antiguo. Yo lo he usado con las urracas i funciona.Hoy en el mercado ya las tienes de plástico y tasbien son efectivas. Pero como el movimiento de una paloma viva, no hay nada mejor. Un saludo.
Eres el mejor Quimet
joaquin
24/05/2006 17:55:39
No dejaras de sorprenderme Quimet.

Sin duda no conozco a nadie que ame tanto la caza como tú .

Tu amigo
Joaquin Zarzoso
salutacio
badat
17/06/2006 20:56:59
Hola joaquim , ens em vist avui a l' assamblea, i aqui vull complir el que he promès.
He trobat l' article molt interessant, continua , no et cansis.
Vine quan vulguis a la terra alta.
Ramon.
RECLAMOS VIVOS
MAJOR31BEL
03/07/2006 19:30:33
Hola Joaquin:
Eres un "crack", leyendo tu artículo veo que sigues con tanta afición como siempre, sigue asi.
Saludos cordiales.
FERNANDO (de BEL)
La caza con reclamos vivos
cocic
18/05/2007 19:16:03
Agradeceria información sobre que tipo de comida
puedo darle a un zolzal que he encontrado herido.

Un Saludo .
QUE CRUEL !!!
ponchooo
04/10/2007 2:39:49
Es increible cómo el humano destruye su propio ecosistema SÓLO POR DIVERSION.
Ustedes están tan acostumbrados que lo ven "NORMAL" pero no lo es... SE rompen ecosistemas, se rompen cadenas, y no lo pueden ver? USTEDES SON 150 MIL según vi en la portada de caza en el pais de MEXICO, contra UNAS POCAS ESPECIES QUE NO ALCANZAN A REPRODUCIRSE PARA QUE CADA UNO SE LLEVE UNA... UN POCO DE CONCIENCIA POR FAVOR!
no maten
chikalien
14/02/2009 22:46:51
profavor no maten
x que los animales son seres inofencibos y demas eyos no no lastiman a nosotros ps asi como eyo nosotros devemos ser como eyos. los animales son lo mejor que nos pudo pasar y algunos nos quieren como amos asi ccomo el perro
y ademas eyos no tienen la culpa de nuestra maldad ,nustra ambre,furia.y ay pesonas que matan x plaser x dinero o por divertise pero yo pienso que no tienen serebro y corazon
espero
chikalien
14/02/2009 22:49:48
hojala
que atodos los cazadores les pase los mismo que lo que le asen alos animales y que los castigue dios

 

Leer más

Navegación
Ir al índice
Artículo siguiente: Desarrollo rural, agrosistemas y caza menor | Jesús Nadal
Artículo anterior: «Aficionados» y AFICIONADOS al reclamo | Manuel Romero
Otros artículos de Joaquim Vidal
Medio natural: ¿Gran parque de atracciones? (28/06/2004)
El albinismo en la fauna silvestre (08/02/2006)
Cazar no es matar (29/11/2005)
Octubre maravilloso (26/10/2015)
No os esforcéis: no nos entenderán (16/05/2016)
Artículos relacionados con 'Modalidades'
Los puestos en la caza del jabalí al rastro | Pardal
Sobre las esperas nocturnas al jabalí | Rayón
El chaleco y la visión de las especies de caza | Adol
Caza con perros de madriguera | Josep Mir
¿Una modalidad falta de ética? ¿Por qué? | Rayón
¿Admiración? a cada uno la que merezca… | Rayón
Cada cosa en su tiempo y sitio | Rayón
Aprender a cazar con perro | Jesús Nadal
El reclamo y los pollitos de perdiz | Manuel Romero
Cuando canta la perdiz… | Manuel Romero
Los zorzales y sus cambios | Rayón
¿Cacerías por interés? | Diego Ruzafa
«Aficionados» y AFICIONADOS al reclamo | Manuel Romero
El Isard, o lo que queda de él | Jordi Fabà
La paloma vuelve sobre sus pasos | Pablo Almárcegui
Maullidos… suspiros… bostezos… | Manuel Romero
Calor, luna y jabalíes: ¿Nos vamos de espera? | I. A. Sánchez
Defender nuestro derecho a cazar | Miguel A. Díaz García
Vicios y resabios del reclamo | Damián Fermín Vaquero
¿Qué eliminar primero, modalidades o «cazadores»? | Rayón
¿Son compatibles las esperas con las monterías cochineras? | Santiago Segovia
Claves para tener éxito en las esperas al jabalí | Francisco Carrillo
Tirando a palomas | Cazarmás
¡A montear! | Grupo Vigilancia y Gestión
El muflón | Alberto Aníbal-Álvarez
Así es el verdadero cazador a rabo | Miguel Ángel Romero
Zorzales | David Rubio Alza
La tecnología y la becada | Ricardo V. Corredera
Cómo poner las perdices a tiro | Miguel F. Soler
A las perdices | Andrés López
Esperas: ¿el calibre es la cuestión… o es una cuestión de calibres? | Pedro A. Suárez
Conejos: esperas y recechos entre olivos | Miguel F. Soler
Luces y sombras | Pedro Fernández-Llario
Cazar con seguridad | Antonio Bello Giz
A perro y hurón | Juan Miguel Sánchez Roig
Caza del zorro con perros de madriguera | Andrés Cano Bote
La urraca, un escurridizo objetivo | Andrés López
Ansares en las marismas del Guadalquivir | Rafael Rodríguez
Perdices y perdiceros de alto rendimiento | Miguel F. Soler
Tras los jabalíes con perros de rastro atraillados | Alejandro Lorenzo
El perro de sangre: Primeros pasos | Juan Pedro Juárez
El perro de sangre: Iniciación del cachorro | Juan Pedro Juárez
El reclamo y otras modalidades: cazar o no cazar | Miguel Ángel Díaz
El perro de sangre: El porqué de las cosas | Juan Pedro Juárez
El perro de sangre: Camino hecho y por hacer | Juan Pedro Juárez
El perro de sangre: La homilía de los humildes | Juan Pedro Juárez
El perro de sangre: Pinocho y su nariz | Juan Pedro Juárez
Los zorzales, una alternativa en tiempos de crisis | Cristóbal de Gregorio
El perro de sangre: La perfección no existe | Juan Pedro Juárez
Gorgonio, de caza con Delibes | Jorge Urdiales
Quiero organizar una montería cochinera: ¿cómo lo hago? | Santiago Segovia
 

Avisos legales | redacción@club-caza.com
© club-caza.com 2002/2010
Desarrollo: niwala.com

CDC