Los Espacios Naturales Protegidos y la Caza

Santiago Segovia

 

Desde la creacin, a finales del ao pasado, del Parque Natural de las Hoces del Ro Riaza, queda patente una vez ms el acoso que la actividad cinegtica est sufriendo por parte de la administracin de los Espacios Naturales Protegidos de la Junta de Castilla y Len.

En este parque existe un coto, El Enebral el único coto al que puede afectar la creación de este espacio protegido, en el que han quedado prohibidas las prácticas cinegéticas, sin argumento técnico alguno por parte de la administración del parque, pero, en cambio, se ha puesto en marcha un proyecto por el que se van crear varias sendas para propiciar las rutas turísticas por el interior de estos solitarios parajes, incluso penetrando por el interior de la Zona de Reserva, donde evidentemente, bajo sus ilógicos conceptos, se prohíben actividades tradicionales que les afean su intención política, y son tradicionales porque realmente se practican desde tiempo inmemorial como la caza, y no porque lo defina su arbitrariedad.

En el proyecto de estas sendas se establece la señalización, los desbroces, aparcamientos y demás trabajos para el establecimiento de unas rutas para el paseo por el parque, senderos que contemplan anchos de hasta 5 mts. y el refino y planeo del piso para hacerlos accesibles a coches de bebé, y todo ello por la Zona de Reserva, en áreas de nidificación y campeo de especies en gravísimo peligro de extinción, que en otras circunstancias habrían sido merecedoras hasta de la costosísima modificación del trazado de una carretera en muchos kilómetros. Además, todo ello de forma ilegal porque aún no ha sido aprobado y publicado el Plan Rector de Uso y Gestión del espacio.

Todas las organizaciones ecologistas del país, menos una, de la que habrá que descubrir que oscuros intereses la mueven a aceptar estas medidas, se han unido para protestar por esta medida, que a los ojos de la administración autonómica se presenta como totalmente inofensiva para la fauna que habita estos parajes.

Sin embargo, la caza ha sido eliminada por la administración del parque en una maniobra más en la que se presenta a la sociedad que la caza es incompatible con la conservación de los valores naturales, no debiendo ser los cazadores partícipes en la gestión natural, y menos en su conservación, de la que somos enemigos.

Por último, señalar que en contra de lo que establece la normativa legal en la materia, no se ha procedido a indemnizar económicamente al titular de los aprovechamientos expropiados.

 

Santiago Segovia Pérez
Arrendatario del coto El Enebral

 

Comentarios (2)

Sólo Usuarios Registrados
Insertar Comentario

Usa un tono respetuoso y procura que tus comentarios sean relevantes y relacionados con el artículo. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Los comentarios inapropiados o en tono ofensivo podrán ser editados o eliminados.

Una pregunta...
Flanagan
19/04/2005 13:21:26
Quin es el director del Parque? (puede ser revelador saber quien ostenta la direccin del mismo). Y, si se sabe, la titulacin tambin ayudara a hacerse una idea.

Muchas gracias. Flanagan "el verde".
Una de las razones
Nikao
07/05/2005 21:53:58
Los presbotes y adlteres administrativos, tanto de los parques como de otros espacios, ven en los cazadores y en los pescadores a sus enemigos nmero uno, porque stos, an sin quererlo, lo andan todo y ven lo que estn haciendo donde menos podamos imaginar, y lo comentan. Somos un estorbo a eliminar para que los primeros disfruten de manos libres aseguradas para sus caprichos o intereses, que a veces haylos.

 

Leer más

Navegación
Ir al índice
Artículo siguiente: Qu es el Instituto de Investigacin en Recursos Cinegticos? | Equipo IREC
Artículo anterior: Nuevos cotos en Castilla y Len | Jos Luis Garrido
Otros artículos de Santiago Segovia
Ecologismo y lobos en Soria (22/09/2005)
Son compatibles las esperas con las monteras cochineras? (26/06/2007)
Agricultura y precios de los cotos de menor (13/07/2007)
Por encima del Defensor del Pueblo (27/11/2007)
Formas de cazar el corzo (08/07/2010)
Las peores faltas del montero (27/01/2011)
Quiero organizar una montera cochinera: cmo lo hago? (08/02/2013)
Los pajariteros (26/01/2018)
Los gorriones sabios (11/04/2018)
Artículos relacionados con 'Legislacin'
El bosque de Sherwood | Pardal
Quin defiende a los cazadores en la UE? | Vctor Mascarell
El Perro de Rehala, animal domstico de compaa | AER
Efecto negativo de la Ley de Caza andaluza | Jos Carlos Taviel
Nuevos cotos en Castilla y Len | Jos Luis Garrido
Quin se beneficia de la Ley de Caza andaluza? | Jos Carlos Taviel
La FAC y el Reglamento de Caza | Manuel Bravo
Reglamento de Caza de Andaluca: nuevas objeciones | Miguel Pez
Apertura de la temporada en Castilla - La Mancha | Mariano Lpez Peuelo
Me alegra el Anteproyecto de ley del Patrimonio Natural y la Biodiversidad, y me preocupa su relacin con la Caza y la Pesca. | Vctor Mascarell
Es necesario movilizar a los cazadores andaluces de nuevo? | Carlos Andrade
La Caza, una cuestin de voluntades y competencias, su defensa | Vctor Mascarell
A la Real Federacin Espaola de Caza | Jos Carlos Taviel
Cierre de cotos por veneno | Varios Autores
Las especies de caza tambin son un patrimonio natural | Vctor Mascarell
Ley de Patrimonio Natural | Alonso Schez Gascn
Cargarse la caza de un plumazo | Paco Bastida
Las claves de la sealizacin cinegtica | Vctor Manteca
Si quiere cazar en toda Espaa, ya sabe: haga acopio de permisos | Julio Molina
Irregularidades con la licencia de caza | Vctor Manteca
Carta abierta al Defensor del Pueblo de Andaluca | Jos Aguilocho
Cmo importo un trofeo? | Israel H. Tabernero
Por encima del Defensor del Pueblo | Santiago Segovia
Titulares de coto, siempre culpables? | Luz Alonso
De quin es la caza? | Antonio de Palma Villaln
Causas de exoneracin | Antonio de Palma Villaln
Ecologa moderna | Antonio de Palma Villaln
La PAC y la nueva reforma que se avecina | Jess Llorente
El transporte de la caza | Antonio de Palma Villaln
Normas para el uso de armas | Antonio de Palma Villaln
Caza y celo | Antonio de Palma Villaln
Iluminacin nocturna | Antonio de Palma Villaln
Situacin jurdica actual de la caza con arco | Antonio de Palma Villaln
Incendios forestales | Antonio de Palma Villaln
Comederos y bebederos | Antonio de Palma Villaln
El comiso de las armas | Cristina Sualdea Barrio
Daos contra el patrimonio cinegtico | Cristina Sualdea Barrio
Los terrenos libres en la Ley del Patrimonio Cinegtico | UNAC
Contaminacin humana | Antonio De Palma Villaln
Cuestin de linderos | Cristina Sualdea Barrio
Cazar ya es europeo | Santiago Ballesteros
Esperas equivocadas | Luz Alonso
Entidades de Custodia para el Patrimonio Cinegtico | Vctor Mascarell
Exculpado por ser coto de caza menor | Luz Alonso
El contrato del coto | Jorge Bernad
Un voto para la esperanza | ngel Vidal
Furtivismo | Luz Alonso
El zorro de Gongolaz | Flix J. Ruiz Marfany
Preparadas las aves acuticas de reclamo | Salvador Barber
As influyen nuestros plaguicidas en nuestras especies | Jess Llorente
Zorzales: A vueltas con la prctica del parany | Ramiro Lapea
Cmo ser el prximo Reglamento de Armas? | Luis Prez de Len
Majestad SOCORRO! | Luis Prez de Len
Por qu los cotos siguen haciendo planes de caza? | Vctor Mascarell
Una ley de caza apta para todos los pblicos | ADECAPGAZTEAK
Jaque mate a la caza en el Alto Tajo | Jos Rubn de Vicente
Accidentes provocados por especies cinegticas | M.A.R.
La Licencia de Caza: negando la mayor | Federacin de Caza de Castilla y Len
Entidades colaboradoras de la Ley de Caza de Canarias | Juan Miguel Snchez Roig
Licencia Interautonmica - Examen del Cazador | Jos Luis Garrido
Una licencia interautonmica para unos pocos | UNAC
 

Avisos legales | redacción@club-caza.com
© club-caza.com 2002/2010
Desarrollo: niwala.com

CDC