Extremadura

La Mesa Extremeña de la Caza destaca los avances del nuevo decreto de retirada del SANDACH

La Mesa Extremeña de la Caza (MEC) considera que el nuevo decreto que regulará la retirada de los subproductos animales no destinados al consumo humano (SANDACH) procedentes de las acciones cinegéticas de caza mayor supone un importante avance en la búsqueda del consenso en la lucha contra la tuberculosis bovina.

20/06/2016 18:45:05 | CdC | Archivado en:  Extremadura.

«En determinadas zonas se permitirá que los cotos puedan construir tanto muladares como puntos de alimentación para aves necrófagas»

 

Y es que este decreto, actualmente en fase de alegaciones, flexibiliza las condiciones que se imponen al sector de la caza, que ha demostrado su compromiso firme para trabajar en el control y erradicación de esta enfermedad. Aún así, la Mesa Extremeña de la Caza está convencida de que aún puede mejorarse el texto, por lo que presentará las correspondientes alegaciones en los próximos días.

Se trata de un decreto que determina las «medidas sanitarias de salvaguardia» de los SANDACH, y que incluye muchas de las propuestas realizadas por la MEC en base a criterios técnicos y científicos que las avalan. Por eso, la Mesa quiere destacar el esfuerzo realizado por la Junta de Extremadura, que tras las medidas impuestas al sector cinegético en la campaña anterior, en esta ocasión ha apostado por el diálogo y la búsqueda del consenso entre todos los sectores afectados.

En concreto, el documento contempla que la eliminación de los SANDACH se pueda realizar utilizando varios métodos, según los supuestos, cuando hasta ahora era obligatorio el traslado en todos los casos a una planta incineradora.

A partir de ahora, según el decreto, en determinadas zonas se permitirá que los cotos, tanto sociales como privados, puedan construir tanto muladares como puntos de alimentación para aves necrófagas. Asimismo, en las zonas donde no convivan especies ganaderas y especies cinegéticas y en los casos de esperas por daño en ganadería se autorizará el enterramiento in situ. Todo ello únicamente cuando se trate de restos que no se consideren sospechosos de padecer tuberculosis.

Para la Mesa Extremeña de la Caza, estas nuevas opciones suponen una mejora para el sector cinegético, aunque aún pueden mejorarse algunos aspectos, como la extensión de los enterramientos in situ a otras zonas.

El sector de la caza seguirá trabajando intensamente y cumpliendo su parte para intentar controlar y erradicar la tuberculosis bovina en Extremadura, puesto que el mundo cinegético es perfectamente consciente del grave problema que padece la comunidad autónoma. Por eso, la MEC apela al consenso y al diálogo de todos los sectores implicados, puesto que únicamente desde el acuerdo y el esfuerzo conjunto de todos se podrá hacer frente a esta enfermedad que amenaza y afecta tanto a la ganadería como a la caza.

 

Noticias relacionadas

Inicia sesión o Regístrate para comentar.

 

« Ver más noticias

 

Creative Commons License
Noticia bajo licencia de Creative Commons.