Centradas en la fotografía

Se celebraron las XII Jornadas Cinegéticas de Castilla-La Mancha

La localidad toledana de Cobisa ha acogido durante la mañana de hoy la XII edición de las Jornadas Cinegéticas de Castilla-La Mancha que, organizada por el profesor Iván Poblador Cabañeros del CFP EFA Oretana, ha estado centrada en la Caza Fotográfica.

13/05/2015 13:36:48 | CdC | Archivado en:  CLMFotografía.

Se celebraron las XII Jornadas Cinegéticas de Castilla-La Mancha
Durante la inauguración, el alcalde de Cobisa, Emilio Muñoz, ha destacado que «agradecemos a la organización de esa Jornada que haya decidido realizarla en nuestro municipio. El CFP EFA Oretana cuenta con todo nuestro apoyo y nuestras instalaciones para poder desarrollar de manera conjunta proyectos futuros, siendo muy bien recibidos sus alumnos para realizar aquí sus prácticas profesionales. Recordamos que la actividad cinegética supone una fuente de riqueza para muchas localidades y municipios de nuestra comarca y en Cobisa tenemos una estrecha relación con la naturaleza y el medioambiente».

En el acto, también han estado presente el director del Centro de Promoción Rural Efa Oretana, Julián Carrascosa, el presidente del Grupo de Desarrollo Rural ‘Montes de Toledo’, Pedro Acevedo, y el concejal de Medio Ambiente de Cobisa, Javier Paz Simón, quienes han comentado que «la organización de esta jornada ha tenido desde el principio el objetivo de dar una visión amplia de lo que supone la fotografía dentro del sector de la caza, qué efectos tiene en el propio entorno, en las especies y mostrando esta actividad como una forma de aprovechamiento muy válida. Supone una forma sostenible y totalmente compatible con el resto de aprovechamientos de los terrenos de caza. Se trata también de descubrir nuevas fuentes de empleo para los jóvenes estudiantes de la rama agroforestal».

Además, Muñoz ha recordado que «la caza fotográfica es un recurso infrautilizado en algunos terrenos, pero no debemos olvidar el potencial que tiene para desarrollar actividades paralelas, como puede ser el turismo, en momentos en los que la caza no se está llevando a cabo. Es así un punto de entrada de ingresos para los municipios y dinamizador laboral en el mundo rural al permitir crear puestos de empleo de manera directa e indirecta».

Cinco ponencias expertas


La jornada, estructurada por el biólogo Iván Poblador, ha estado dividida en cinco charlas distintas, todas ellas con el objetivo de explicar la caza fotográfica desde diferentes ámbitos, no solo desde la fotografía natural a la fauna, sino abarcando diferentes sistemas, métodos e instrumentos. De esta manera, la primera persona en abrir la mañana ha sido Jorge Sierra, fotógrafo de la Naturaleza y colaborador de Nikon. Sierra ha explicado, a modo de iniciación, qué es este tipo de fotografía, a través de sus técnicas sistemas, equipos, etcétera.

Santiago Sanz-Pastor ha sido el encargado de dar la visión de sociológica de la fotografía de caza, haciendo hincapié en el efecto negativo que la ausencia de contacto con la naturaleza tiene para las personas y explicando a los asistentes en qué consiste el Trastorno por Déficit de Naturaleza en los jóvenes.

Seguidamente, ha sido el turno de Antonio Adán, en representación de la sección de fotografía natural de Excopesa-Zeiss, que ha dado a conocer una técnica específica y sofisticada de fotografía, el digiscoping. Esta técnica consiste en utilizar catalejos de grandes aumentos para el uso fotográfico.

La experiencia en safaris fotográficos ha estado a cargo de Ángel Rodríguez, que ha narrado con todo lujo de detalles cómo se suceden los safaris, cómo es su organización, cuáles son sus objetivos y por qué participan cada vez cientos de personas y de fotógrafos de renombre.

Para cerrar la jornada, Javier Martín, representante de la Asociación de Tramperos de España, ha mostrado el funcionamiento de una técnica como es el fototrampeo, que cuenta con gran cantidad de utilidades, tanto para la observación de varias especies, comportamiento, vigilancia o conteos.

La caza en Castilla-La Macha


La actividad cinegética en la región es de gran importancia, ya que no se limita exclusivamente a su carácter deportivo o de ocio, sino que genera una gran actividad empresarial e influye de manera muy directa en la economía y la sociedad de Castilla-La Mancha. También es de vital importancia para el mantenimiento del equilibrio ecológico ante la falta de predadores naturales.

De esta manera, la caza genera más de 6.500 empleos fijos en puestos directos de trabajo, crianza y aprovechamiento de los espacios naturales y supone una facturación anual de, aproximadamente, unos 600 millones de euros. Por este motivo, comenta el concejal de medio ambiente de Cobisa, «es necesario recordar que la caza va mucho más allá y que aún puede generar más riqueza y dinamización de la economía en zonas rurales con actividades paralelas, como puede ser la caza fotográfica».

 

Noticias relacionadas

Inicia sesión o Regístrate para comentar.

 

« Ver más noticias

 

Creative Commons License
Noticia bajo licencia de Creative Commons.