Lugo

Se incrementa la carga parasitaria de los corzos en Ancares

Recientemente se ha presentado un interesante trabajo que ha evidenciado un notable incremento de la tasa de parasitación en los corzos de la Reserva de caza de Os Ancares.

28/05/2012 18:07:22 | CdC | Archivado en:  ACECorzoGalicia.


 


 


 

Desde hace algunos años se ha producido un descenso muy importante de la abundancia de corzos en esta zona del sur de Lugo, habiéndose manejado varias hipótesis para justificarlo.

El equipo dirigido por la Dra. Patrocinio Morrondo, catedrática de Enfermedades parasitarias de la Universidad de Santiago de Compostela, ha realizado un importante seguimiento de la evolución de la carga parasitaria de los corzos de esta reserva gallega a lo largo de casi dos décadas. En diferentes trabajos ha constado que la carga parasitaria de los corzos se ha incrementado con el aumento de su densidad, hasta el punto de que algunos parásitos, que no son especialmente patógenos, han podido debilitar a los corzos, contribuyendo de alguna manera a su actual situación de importante reducción de efectivos.

Su trabajo más reciente ha sido el estudio de la carga parasitaria de unos protozoos conocidos como Sarcocystis. Este trabajo lo ha realizado la veterinaria Ana Pérez Creo, dirigido por la mencionada profesora, conjuntamente con los Doctores Dª Rosario Panadero Fontán y D. Pablo Díaz Fernández, profesores también de Sanidad animal en la Facultad de Veterinaria de Lugo.

Estos parásitos producen quistes en los músculos, sobre todo en los más irrigados, como el corazón. En un estudio realizado en los años 90, los corzos afectados presentaban entre 7 y 15 quistes por muestra, mientras que las muestras actuales tienen una media de 400 quistes/muestra y en el corazón se han llegado a encontrar más de 800 quistes/muestra. Este notable incremento de la carga parasitaria llama poderosamente la atención y hace pensar que el estado sanitario de los corzos de Os Ancares y otras zonas montañosas próximas es muy precario, pudiendo contribuir a un aumento de la tasa de mortalidad de la especie.

Los sarcosporidios encontrados en los corzos no son zoonóticos, esto es, no afectan a los seres humanos, salvo en situaciones de inmunosupresión, con lo cual la calidad de la carne está asegurada. No obstante la Dra. Morrondo nos recuerda que debe evitarse que los perros consuman carne cruda, especialmente corazón, ya que ellos son los hospedadores definitivos que cierran el ciclo.

El equipo de la Dra. Patrocinio Morrondo ha colaborado y colabora con la Asociación del Corzo Español en varias iniciativas para conocer el estado sanitario de los corzos españoles. Próximamente presentará en Italia una comunicación sobre el estado del conocimiento de los oéstridos de los corzos (Cephenemyia stimulator) que se está extendiendo con cierta rapidez por el noroeste peninsular.

 

Noticias relacionadas

Inicia sesión o Regístrate para comentar.

 

« Ver más noticias

 

Creative Commons License
Noticia bajo licencia de Creative Commons.