Ávila

La Reserva Regional de Caza de Gredos se amplía en más de 1.500 hectáreas

La Reserva Regional de Caza Sierra de Gredos, en Ávila, amplía su radio de acción con la incorporación de 1.525,7 hectáreas pertenecientes al término municipal de Cuevas del Valle, un municipio abulense de 559 habitantes, situado en el Barranco de las Cinco Villas, al sur de la provincia.

10/05/2009 8:34:18 | CdC | Archivado en:  CyLMedioambiente.


La consejera de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León, María Jesús Ruiz, durante el acto en el que recogió en París el Premio Edmond Blanc a la Reserva Regional de Caza de Gredos.

 

«La Junta debe asumir la administración cinegética de este espacio»

 

Esta operación ha sido posible tras el convenio rubricado entre la vicepresidenta primera de la Junta de Castilla y León y consejera de Medio Ambiente, María Jesús Ruiz, y el alcalde de este municipio, Licinio Prieto, publicada el pasado 4 de mayo en el Boletín Oficial de Castilla y León (BOCYL).

Previamente, el pasado 9 de octubre, la Junta Consultiva de la Reserva Regional de Caza Sierra de Gredos aprobó la «agregación» de estos terrenos que «conforman los montes de utilidad pública números 7 y 8 del catálogo de montes de la provincia de Ávila, propiedad del Ayuntamiento de Cuevas del Valle».

En el BOCYL se destaca el hecho de que la incorporación de esta superficie suponga un «incremento del potencial cinegético, así como una mejora en la gestión y control de las piezas capturadas, de los cazadores y del plan cinegético en general», mientras que económicamente supondrán un «incremento de los ingresos para el pueblo».

Este acuerdo obliga al Ayuntamiento a ceder a la Consejería de Medio Ambiente de la Junta «el derecho al uso y disfrute del aprovechamiento cinegético de los terrenos de su propiedad para la integración voluntaria en la Reserva Regional de Caza Sierra de Gredos», y a «facilitar aquellas actuaciones que tiendan a proteger, conservar y fomentar las especies cinegéticas».

Por su parte, la Junta debe «asumir la administración cinegética» de este espacio, así como establecer la guardería y el personal gestor, y «velar por el fomento de la caza existente en los terrenos».

El convenio tiene un plazo de validez de diez años, con una primera etapa que se prolonga hasta el 31 de marzo de 2013, momento en el que deberá revisarse el Plan de Ordenación Cinegética de la Reserva y hasta el cual no se realizará aprovechamiento cinegético alguno, excepto la caza selectiva, si procede, para «favorecer la cantidad y la calidad de la población».

En la segunda etapa del convenio, la revisión del Plan de Ordenación Cinegética de la Reserva «determinará las existencias y posibilidades cinegéticas de los terrenos integrados».

El Consejo Internacional de la Caza (CIC) concedió a la Reserva Regional de Caza de Gredos el Premio Edmon Blanc a la gestión cinegética sostenible, por la labor realizada en favor de la capra pyrenaica victoriae, una especie que quedó confinada en el centro de la Sierra de Gredos.

El jurado recordó como en 1905, cuando sólo se conocía de la existencia de 11 ejemplares —un macho, siete hembras y tres cabritos—, fueron cedidos los derechos de caza del Circo de Gredos al rey Alfonso XIII, que declaró este espacio Coto Real, salvando a la capra pyrenaica de la extinción.

Un siglo después, la Reserva Regional de Gredos cuenta en la actualidad con cerca de 7.000 ejemplares de esta especie.

 

Noticias relacionadas

Inicia sesión o Regístrate para comentar.

 

« Ver más noticias

 

Creative Commons License
Noticia bajo licencia de Creative Commons.